sábado, 1 octubre 2022 7:54

Cómo transformar una mascarilla de adultos en una para niños

Puedes encontrar la mascarilla que mejor se adapte a tu edad y contorno facial. Las hay de diversas tallas y tipos en los diferentes supermercados, tiendas y farmacias. No obstante, puede que en ocasiones no haya la talla que estás buscando, como las de los más pequeños. En esa situación, podrías usar una mascarilla para adultos y transformarla en una que se pueda ajustar a los más pequeños.

No obstante, esto no es lo ideal, pero puede salvarte en situaciones en las que no cuentes con mascarillas para tus hijas/os y tengas que salir al paso con estos trucos para tus mascarillas

¿Se puede transformar una mascarilla de adultos en una de niños?

Cómo convertir una mascarilla de adulto en una de niñ@ (con grapas)

Se puede transformar una mascarilla para un adulto en una para niña/o con unos simples pasos. Una forma de obtener una talla infantil si tienes mascarillas grandes en casa. Para ello, multitud de expertos sanitarios e incluso los propios pequeños, han mostrado los pasos para poder hacerlo.

Los pasos sencillos que tienes que seguir son:

  1. Desinfecta la superficie sobre la que vayas a trabajar. Para ello, puedes usar alcohol al 70% para asegurarte de que no contaminas la mascarilla al trabajar con ella.
  2. Lava tus manos muy bien, con jabón y agua durante al menos 30-40 segundos.
  3. Coge la mascarilla quirúrgica o higiénica para adulto que tengas (no sirve para otro tipo de mascarillas, como las autofiltrantes).
  4. Ahora, coge la esquina inferior derecha de la mascarilla y dobla hacia dentro de la mascarilla para llevarla al borde superior. Es decir, de tal manera que el lado derecho se solape con el lado superior de la mascarilla.
  5. Luego, verás que solo ha quedado una sola esquina en la parte derecha. Esta forma de punta la vas a doblar para situar la antigua esquina inferior derecha que has conseguido con el paso anterior en el borde superior de la mascarilla. Es decir, para que coincidan ambas esquinas una encima de otra.
  6. Coge las dos esquinas y las separas de la mascarilla. Verás que queda una especie de pliegue que debes coger y doblar sobre sí mismo. Así sitúas la punta de este pliegue encima de las otras dos esquinas.
  7. Con ayuda de una grapadora, puedes grapar esto para que se quede con esta forma.
  8. Repite lo mismo en el lado izquierdo de la mascarilla, así conseguirás reducir a talla infantil…


- Publicidad -