sábado, 3 diciembre 2022 19:51

Asisa apunta al sur con sus nuevas clínicas de Otoaudio

La industria de la sanidad privada en España sigue dando pasos que evidencian su crecimiento postpandémico. Ahora es Asisa la que impulsa un área específica de sus centros sanitarios, específicamente los Otoaudio dedicados a temas relacionados con las enfermedades auditivas. Es una señal clara de como desde la pandemia los números de la sanidad privada siguen siendo positivos y les ha permitido expandirse.

Asisa no es la única con compras dentro y fuera de España. Casos como el de la filial mexicana de Sanitas o el de Vitaldent muestran un crecimiento sostenido dentro de las empresas de este sector, y en específico, de los centros de atención especializada. En este caso, se trata de los oídos, pero se han visto casos similares con la salud dental, y se exigen con la salud mental.

ANDALUCÍA, MURCIA Y MADRID COMO NUEVOS FOCOS PARA ASISA

Lo cierto es que estos nuevos centros de Otoaudio sirven para que Asisa tenga un ancla visible dentro de algunas zonas del país donde hasta hace poco no eran tan reconocibles. Si bien es un crecimiento distinto al imperio del gigante dental, no deja de ser llamativo ver como estos centros de atención especializada son de los que más se multiplican, con pacientes que buscan una solución rápida a problemas específicos.

De momento, los nuevos hospitales abrirán sus puertas son al el Hospital HLA La Salud de Cádiz y otro en la localidad madrileña de Fuenlabrada. Además, recientemente han sumado los centros HLA La Vega, en Murcia; en HLA Vistahermosa, en Alicante, así como uno en Sevilla y otro centro en Córdoba. No es poco y deja ver un interés específico en el sur de España que poco a poco va ganando fuerza en la economía española gracias a la cantidad de empresas tecnológicas que lo han convertido en su hogar.

Es un contraste llamativo con la atención primaria, que tanto en Madrid como en el resto de España está enfrentando dificultades para atender pacientes y captar profesionales. Lo cierto es que pareciera que apostar por espacios especializados es una solución viable para estos grupos mientras que desde Sanitas y Quiron han subrayado su inversión en procesos tecnológicos que aceleren la salud primaria. 

UNA INVERSIÓN PARA EL CRECIMIENTO DE ASISA EN UN MOMENTO EN LA CRISIS

Es llamativo como aún a pesar de la crisis económica que azota a España, a Europa y al mundo la sanidad privada sigue siendo un negocio en buen estado. Aunque datos como el informe de ASPE hablen de un parón importante durante 2020, cuando crecieron los contratos de aseguradoras, pero no hubo grandes inversiones y buena parte de las consultas e intervenciones ambulatorias tuvieron que retrasarse.

Pero desde entonces presumen de su crecimiento, y figuras como el presidente de la alianza, Carlos Rus, presumen de haber demostrado ser una inversión sólida. Lo cierto es que parece que los problemas de la sanidad pública no se resolverán fácilmente, esa lista de espera sigue siendo muy larga después de todo, y no parece mala idea apostar por este tipo de opciones.

Es que son justamente las consultas y tratamientos ambulatorios donde los usuarios, con y sin seguro, recordemos que los pagos directos siguen siendo un mayor ingreso para la sanidad privada que los pagos a través de las aseguradoras, por lo que opciones que los atraigan, como puede ser una visita rápida al otorrino para revisarse por una molestia.

SANITAS TAMBIÉN RECUPERA ALGUNOS SERVICIOS CLAVE

Asisa no es la única empresa relacionada con el tema de sanidad que está apostando por crecer en un momento tan delicado como este. Sanitas también ha dado señales recientes de crecimiento dentro y fuera del país, además de estar intentando reforzar algunos servicios que se han vuelto claves para ellos desde el confinamiento. 

En el caso de Sanitas, se trata de sus laboratorios para los que está buscando la incorporación de unos 300 profesionales. Es una señal de otro punto que podría empezar a cambiar. Y es que a pesar de su crecimiento, la sanidad es uno de los sectores que menos empleos nuevos llegaba a generar. Visto así, tampoco parece una mala noticia en este crecimiento constante que ha tenido el sector privado de la sanidad durante estos últimos años. 

LA SANIDAD PRIVADA COMO RESPUESTA A LA CRISIS DE LO PÚBLICO

La verdad es que el crecimiento de la sanidad privada también le ha servido a zonas de España para buscar una solución dentro de la crisis de la sanidad pública. En Valencia, Islas baleares o, históricamente, en Cataluña, los conciertos de colaboración entre la sanidad privada y la pública se han vuelto una forma de aumentar la velocidad con la que se atiende a los pacientes. 

En el fondo la recuperación de la económica generar pasará siempre porque el sistema de salud funciones. Por tanto, quizás sea buena idea ver con mejores ojos el sector privado.


- Publicidad -