Mar Flores

Mar Flores, ¿víctima o verdugo? ¿verdad o mito? El nombre de Mar Flores llegó a nuestras vidas de la mano de Emilio Aragon cuando el mítico presentador la brindó la posibilidad de sustituir a Belén Rueda en el programa ‘VIP Corazón’ de Telecinco en la década de los 90. 

Para desgracia de Mar y del resto de mujeres con pleno derecho a hacer lo que le dé la gana con su vida, por sus conquistas la conocieron. Poderosos hombres que la han amado y por los que se ha colgado injusta e involuntariamente el sambenito de “cazafortunas”, “buscahombre”, “rompehogares”, y no se sabe cuántos descalificativos compuestos más. Hoy haremos un repaso por el corazón de Mar Flores. El músculo vital e indómito de una mujer tan inteligente como exquisita. Tan bella como astuta.

1Mar Flores y Bertín Osborne

Puede que sea esta una de las relaciones más desconocidas de Mar Flores pero que efectivamente tuvo lugar. Bertín es un hombre clásico, conservador, todo un conquistador. El típico rompecorazones. Sobre él, Flores llegó a confesar que “sabía decir las cosas adecuadas y no le faltaba experiencia para conquistar a una mujer. Empezamos a tontear y acabamos más en serio. Sobre todo por mi parte”.

En cambio, el cantante de rancheras tomó la decisión de echar el freno de mano en una historia que según él, no iba a ningún sitio. Aquello dejó herida de muerte y a una Mar que dio un paso al frente y admitió que “fue una cosa fría y dolorosa. Lo hizo por teléfono. Me empezó a contar eso de que le gustaban otras mujeres y que no podía evitarlo. Me enfadé mucho y lo pasé muy mal“.

Anterior