diabetes

Lo primero que tienes que saber es que la diabetes aparece cuando el nivel de glucosa en sangre es muy alto. La glucosa es la fuente de energía más importante del cuerpo y la tomamos de los alimentos. Se crea durante la digestión, que es cuando tu cuerpo descompone los alimentos convirtiéndolos en glucosa. Y es tu “combustible principal”.

El páncreas produce la hormona de la insulina. El trabajo de la insulina no es otro que el de ayudar a la glucosa del azúcar, los almidones y otros alimentos, a transformarse en energía. En ocasiones, tu cuerpo no crea insulina suficiente o no la usa bien, la glucosa se queda en la sangre y no llega a las células.

A causa de la diabetes en España hay 25.000 muertes al año. Y es la culpable de 7 de cada diez amputaciones y responsable del 16% de la ceguera. En concreto, esta enfermedad afecta a casi 6 millones de personas en España.

¡La diabetes no tiene cura!

Clases más comunes de diabetes

Existen muchas clases de diabetes, pero las más comunes son las de tipo 1, tipo 2 y gestacional.

  • Diabetes tipo 1: Cuando el cuerpo no produce insulina. Representa un 13 % en España. Normalmente, la sufren los niños y jóvenes. Tienen que inyectársela para poder vivir.
  • Diabetes tipo 2: El cuerpo sí produce insulina, pero no la suficiente. Es el tipo más común de diabetes. La insulina que produce el cuerpo no la puede aprovechar bien. Es una enfermedad progresiva.
  • Diabetes gestacional: Aparece alrededor de la 24º semana de embarazo. No tienes por qué haber sido antes diabética. Y cuando nace el bebé suele desaparecer.
diabetes