Room-Mate-Macarena

Room Mate Hotels continúa con su plan de reaperturas escalonadas en todo el mundo. Madrid, Barcelona, San Sebastián, Málaga, Granada, Paris, Florencia y Milán son algunas de las ciudades en las que la cadena hotelera ha abierto sus puertas de nuevo al público. En la capital de España la compañía rescata, para la oferta turística y de ocio, uno de sus establecimientos más castizos con la vuelta de su Hotel Macarena. Situado en Gran Vía 43, el hotel, diseñado por el aclamado interiorista Tomás Alía, ofrece unas vistas únicas con dos terrazas, piscina y una recepción en altura para disfrutar del skyline de Madrid.

Tras la cesión gratuita de 12 hoteles y tres edificios de apartamentos durante la crisis sanitaria la cadena hotelera de diseño, fundada y presidida por Kike Sarasola, recupera su esencia para mejorar la oferta de ocio madrileña. De esta forma, Room Mate ha abierto su sexto hotel en Madrid: Room Mate Macarena en plena Gran Vía madrileña y diseñado por el interiorista Tomás Alía, el establecimiento cuenta con 130 habitaciones. Ubicado en el emblemático edificio de Gutiérrez Soto, el hotel aúna la excelencia artesana con toques contemporáneos, la inspiración arabesca propia de Tomas Alía y la luz como elemento clave de la decoración.

El estreno del Room Mate Macarena llegó marcado por la irrupción del coronavirus. Inaugurado el pasado mes de marzo, se cedió gratuitamente para acoger a personal sanitario durante los momentos más duros de la crisis sanitaria, en pleno confinamiento. Casi cuatro meses después, Room Mate Macarena recupera su versión más lúdica y atractiva como nueva terraza de moda para disfrutar de las noches de verano en Madrid. Su servicio de coctelería y sus vistas panorámicas completan uno de los planes más irresistibles de la capital.

UN IMPRESCINDIBLE DEL VERANO MADRILEÑO

La recepción del hotel en altura, un espacio único elevado hasta la novena planta, ofrece desde el primer momento una perspectiva insuperable de la Gran Vía, que se completa con las vistas panorámicas de sus dos terrazas. Además, cuenta con piscina, zona de hamacas, un cóctel bar y una sala de eventos y reuniones con vistas a la emblemática arteria madrileña.

Si el Room Mate Óscar ya era una cita obligada para los asiduos de los veranos madrileños, Room Mate Macarena ofrece la nueva terraza de moda para disfrutar de unos atardeceres únicos en pleno centro de la capital. De lunes a miércoles de siete y media de la tarde a una y media de la madrugada y de jueves a sábado, de siete y media a dos, la terraza abre sus puertas tanto para huéspedes del hotel como para no clientes. Además, la primera semana de agosto inaugurará su piscina y presentará su oferta gastronómica.

Kike Sarasola expresa su enorme ilusión “por abrir de nuevo en Madrid, donde inauguramos nuestro primer hotel en el año 2000”. Se trata de un hotel “que significa mucho para mí porque mi padre me traía a la peluquería que se ubicaba en la planta baja del edificio”, recuerda con cariño el empresario. Además, “he querido rendirle homenaje a mi gran amiga Macarena Rey, cuyo abuelo era el propietario de los antiguos cines del edificio, de ahí el nombre que hemos decidido para el hotel”, concluye.

Por su parte, Tomás Alía: “Estoy muy orgulloso de este traje de alta costura que hemos creado para vestir a Macarena, que se ha convertido en uno de los últimos hoteles que abrirán en esta nueva Gran Vía que luce más bonita que nunca”.

REAPERTURAS EN TODO EL MUNDO

El pasado mes de junio, la compañía puso en marcha su plan de reapertura escalonada de hoteles a nivel mundial. Actualmente, han abierto de nuevo en ciudades como Madrid, Barcelona, San Sebastián, Málaga, Granada, París, Florencia y Milán.

En este sentido, Room Mate Group ha implantado en todos sus hoteles el exhaustivo protocolo STAY SAFE, STAY WELL que incluye las recomendaciones de las autoridades sanitarias locales y medidas adicionales desarrolladas por la compañía, con el objetivo de proteger a clientes, proveedores y empleados.