Cepsa

Cepsa registró un beneficio neto de 151 millones de euros en el primer trimestre de 2019. Estas ganancias no son demasiado alentadoras para la compañía, ya que supone un descenso del 20% respecto al mismo periodo del 2018, según ha afirmado la propia entidad.

Eliminando los elementos no recurrentes y calculando la variación de inventarios a coste de reposición, el grupo registró un beneficio neto ajustado de 124 millones de euros en los tres primeros meses del año, lo que representa una caída del 25% respecto al primer trimestre de 2018.

Cepsa

Cepsa garantizará un ahorro de hasta 194 euros anuales

Cepsa ha conseguido adjudicarse la compra de energía que ha lanzado la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), tanto en electricidad como...

La petrolera señaló que este descenso se debió a la alta depreciación en el negocio de Exploración y Producción relacionada con los campos de Sarb y Umm Lulu, la baja producción de refino como resultado de la parada programada en la Refinería de Gibraltar-San Roque y la menor producción y márgenes en el negocio de Química, especialmente en la línea de negocio de fenol y acetona.

En el periodo de enero a marzo, Cepsa registró un resultado bruto de explotación ajustado (Ebitda) de 468 millones de euros, un 31% superior al del mismo periodo del año anterior. El ratio deuda neta/Ebitda del grupo se mantuvo en 1,7, ligeramente inferior al del cierre de 2018 (1,8).

La compañía dirigida por Pedro Miró indicó que este incremento en el Ebitda ajustado se debió, fundamentalmente, al buen comportamiento de los negocios de Exploración y Producción, que se incrementaron un 93% respecto al primer trimestre del año pasado, y Marketing, con un crecimiento del 23%.

Las inversiones durante el primer trimestre de 2019 del grupo ascendieron a 208 millones de euros y el flujo de caja libre fue de 95 millones de euros, tras descontar el pago de impuestos e inversiones.

POR ÁREAS DE NEGOCIO

Por áreas de negocio, Exploración y Producción alcanzó un resultado bruto de explotación ajustado a marzo de 216 millones de euros (+93%), con un beneficio neto ajustado de 43 millones de euros (-22%), impactado por esa mayor amortización asociada a los campos de Sarb y Umm Lulu, aunque comenzaron a producir antes de lo esperado y continúan en fase de aceleración.

El precio medio de realización de los crudos que produce y comercializa Cepsa fue de 62,7 dólares por barril, en línea con el mismo periodo del año anterior y con un pequeño descuento sobre el Brent (0,5 dólares por barril).

Por su parte, la producción de crudo se situó en 92.700 barriles diarios, cifra un 9% superior a la de los tres primeros meses de 2018, impulsado por la entrada en producción de los campos Sarb y Umm Lulu.

En el área de refino, el resultado bruto de explotación ajustado en el primer trimestre se situó en 113 millones de euros, en línea con el ejercicio anterior, mientras que el beneficio neto ajustado fue de 31 millones de euros, un 28% menos.

En el primer trimestre del año, el nivel de utilización de la capacidad de destilación de las refinerías fue del 86% y se produjeron 5,3 millones de toneladas de derivados petrolíferos. El nivel de utilización ha sido un 5% inferior al mismo periodo del año anterior, principalmente debido a la parada programada en la Refinería de Gibraltar-San Roque.

Mientras, el negocio de Marketing alcanzó un resultado bruto de explotación ajustado de 93 millones de euros, un 23% más, mientras que el beneficio neto ajustado se situó en 40 millones de euros, en línea con el mismo periodo de 2018.

La actividad de Química de Cepsa registró un resultado bruto de explotación ajustado de 59 millones de euros durante el primer trimestre de 2019, un 14% inferior, mientras que el beneficio neto ajustado se situó en 21 millones de euros.

ACUERDO PARA VENDER UNA PARTICIPACIÓN A CARLYLE

Por otra parte, el pasado mes de abril, Mubadala, dueña de Cepsa, alcanzó un acuerdo para la venta de una participación de entre el 30% y el 40% de la petrolera a The Carlyle Group.

La operación se basa en una valoración de la compañía de 12.000 millones de dólares (unos 10.600 millones de euros) y está previsto que la transacción se complete a finales de 2019.