miércoles, 1 febrero 2023 13:40

¿Rebote del gato muerto? El Ibex 35 afronta la gran barrera del 9.000

spot_img

El Ibex 35 cierra la primera quincena del año con un ascenso cercano al 8%, un inicio de año idílico y con buenas perspectivas, más cuando las compañías cíclicas están tirando del carro y tan ssólo cuatro valores en negativo.

De las cotizadas del Ibex 35, seis compañías presentan ascensos superiores al 10%. IAG lidera las subidas, con un ascenso del 20%, seguido de Meliá, con un 19%. Fluidra, la más castigada en 2022, se dispara más de un 14%, mientras Amadeus y Solaria suman un 13% y un 12%, respectivamente. ArcelorMittal, con un 10,7%, cierra este ránking.

el Ibex 35 se enfrenta a la gran muralla de los 9.000 puntos, un nivel que tan sólo ha logrado superar en algunos momentos desde 2020

Por contra, Repsol es el farolillo rojo del selectivo, con un descenso del 2%. La compañía está a merced de la alta volatilidad en el petróleo. Laboratorios Rovi, por su parte, registra un descenso del 1,8%, mientras que Iberdrola cierra este podio con una exigua caída del 0,36% tras iniciarse la cotización de los derechos para acceder al dividendo. Logista, la cuarta en liza, se sitúa con un descenso del 0,25%.

El Ibex 35 sube con fuerza en el inicio de 2023
El Ibex 35 sube con fuerza en el inicio de 2023

De las cuatro compañías, tan sólo Laboratorios Rovi cae en el último año, un 47% abajo, mientras que Repsol y Logista suben más de un 33% en ese plazo. Iberdrola, por su parte, también se posiciona en verde con un ascenso cercano al 10%.

UN BUEN ARRANQUE DEL AÑO: ¿ATRAPADOS EN EL IBEX 35?

Con este arranque del año, los inversores en el Ibex 35 se las prometen felices, al menos de momento. Y es que, el Ibex 35 se enfrenta a la gran muralla de los 9.000 puntos, un nivel que tan sólo ha logrado superar en algunos momentos desde la gran caída de marzo de 2020 y que no ha sido capaz de consolidar de forma sostenida. Desde entonces, el máximo de los últimos tres años se sitúa en la zona de los 9.200.

Es la gran barrera a batir y la situación en el mercado podría aún empeorar. Y es que, el S&P 500 registra una tendencia claramente bajista desde los máximos históricos, registrados en diciembre de 2021. La pauta de máximos y mínimos decrecientes es muy clara y una muestra de que el mercado continúa con el miedo por la deuda, la inflación y la recesión.

El mercado, no obstante, espera que la Reserva Federal de Estados Unidos (FED) modere el ritmo de subida de los tipos de interés tras haberse pasado de frenada, como ocurrirá en el Banco Central Europeo (BCE). Sin embargo, las materias primas, como el petróleo, están registrando volatilidad, como también se ve en el índice del miedo (VIX), al situarse en un nivel cercano a los 20 puntos, sin mostrar un fuerte repunte desde el inicio del año.

EL IBEX 35, CON UN POTENCIAL DEL 14%

No obstante, el Ibex 35 mantiene aún un potencial de subida del 14%, según el consenso de Bloomberg para los próximos 12 meses. El precio objetivo se sitúa en los 10.130 puntos, pero tan sólo la mitad de los expertos recomienda comprar. El 46% de los analistas que siguen este índice se decanta por mantener, mientras sólo el 3% apuesta por caídas. al menos una cuarta de lo previsto por los analistas más optimistas, mientras que para los más conservadores incluso comenzaría a quedarse sin margen de subida.

Pese a las subidas, los analistas consultados por MERCA2 mantienen la cautela. Y es que, EE UU aún tiene mucho que decir en esta recesión. Bankinter, por ejemplo, apuntó el pasado año un techo los 9.050 puntos para el selectivo español, un nivel que prácticamente se ha alcanzado ya. El potencial que otorgó fue entonces del 10%. .

Entre los grandes beneficiados por la actual situación también se sitúa la banca, si bien, las alzas ya no son las del pasado 2022. Las subidas de tipos junto con las recompras de acciones han sostenido a estos valores en el inicio del año. Si bien, se espera que los bancos centrales comiencen a bajar los tipos de interés este mismo año y la recesión pondría en un aprieto al sector.

DEFLACIÓN EN LA VIVIENDA: EL RIESGO PARA EL IBEX 35

Por estas razones, el Ibex 35 podría estar ante un rebote del gato muerto, una subida en una clara tendencia bajista de largo plazo, que dejaría atrapados a los inversores. En este sentido, estos movimientos preceden a una caída más pronunciada y nuevos mínimos. Y es que, en el mercado se está despertando el miedo a la deflación en Estados Unidos, es decir, una caída generalizada de precios que estrangularía los márgenes de las empresas.

Desde mediados de 2021, las empresas han incrementado los márgenes al trasladar la inflación a los precios de los productos finales. De esta forma, con una deflación, estos márgenes se estrecharían, así como una bajada del beneficio ya que los consumidores esperan que los precios caigan más para poder comprar.

En la vivienda, por ejemplo, se está dando esta situación, con caídas cercanas al 15%, según los datos oficiales y anuncios seguidos desde mayo del pasado año por este medio. En Europa, la deflación se está registrando también en los países nórdicos. De continuar esta situación en el resto de sectores, la economía se encontraría en una situación similar a la de Japón de los 90, con el riesgo de perder un década de crecimiento.


- Publicidad -