miércoles, 28 septiembre 2022 0:42

La ofensiva de Putin reaviva a la industria armamentística en Europa

La nueva ofensiva anunciada por Vladimir Putin ha agitado los mercados. El presidente de Rusia movilizará a 300.000 reservistas para luchar en Ucrania en su estrategia por contrarrestar los avances que está llevando a cabo el país presidido por Volodímir Zelenski. El aumento de la tensión geopolítica ha tenido un efecto en las bolsas mundiales, provocando la reavivación de la industria armamentística y las empresas de defensa en Europa.

El anuncio del presidente de Rusia supone la obligación de movilizar a todos aquellos reservistas de entre 18 y 45 años de edad. Una vez lanzado el mensaje, la agitación económica, política y social ha protagonizado los principales incidentes del miércoles. Cientos de personas han sido detenidas por manifestarse en más de 30 ciudades rusas contra la movilización forzosa y el Gobierno ha prohibido a las aerolíneas vender billetes a personas que potencialmente puedan servir al ejército.

Putin ha asegurado que utilizará todos los medios disponibles a su alcance ante la supuesta estrategia de Occidente para «destruir» el país y ha vuelto a amenazar con el uso de armamento nuclear si fuera necesario. Desde la Asamblea General de la ONU, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha respondido a las advertencias rusas tachándolas de «irresponsables amenazas nucleares» y asegurando que «no se puede ganar una guerra nuclear y no debería desatarse».

LAS INDUSTRIA ARMAMENTÍSTICA SE DISPARA EN BOLSA

Asimismo, el próximo fin de semana cuatro regiones ocupadas por Rusia (Lugansk, Donetsk, Jersón y Zaporiyia) han anunciado la celebración de referéndums para unirse a la Federación Rusa, en un intento de anexión que desde Occidente se ha considerado como operación orquestada por líderes prorrusos instalados en Moscú. No se espera que Ucrania acepte las votaciones, por lo que las dimensiones del conflicto podrían aumentar.

La escalada de tensión ha tenido su eco en los mercados y el efecto dominó se ha hecho notar en diferentes industrias y sectores. Así, los futuros de materias primas como el gas y el petróleo y otros activos como el oro, considerados refugio en el mundo de la inversión, subieron con fuerza en las horas posteriores al anuncio de Rusia, aunque luego corrigieron posiciones.

Pero, si hay alguna industria que ha salido más beneficiada en la jornada del miércoles gracias a las perspectivas del recrudecimiento de la guerra en Ucrania, esa ha sido la defensiva. Las principales compañías pertenecientes a este sector en Europa se han revalorizado considerablemente, después de varios meses deshinchando su valor tras la euforia bursátil por la guerra.

LAS GRANDES GANADORAS DE LA GUERRA

En este sentido, la firma que más ha visto impactado su valor ha sido Rheinmetall. Se trata del fabricante alemán de tanques y artillería, cuyas acciones subieron más de un 9% en la última sesión. A pesar del descenso que viene reflejando desde julio, la empresa se ha beneficiado del contexto geopolítico a lo largo de este año y ya acumula una subida del 81%, lo que supone haber aumentado su valor cerca de 3.500 millones de euros.

También las compañías francesas Thales y Dassault Aviation protagonizan las subidas al calor de la guerra entre Rusia y Ucrania. Mientras que la electrónica Thales se dedica al desarrollo de sistemas de información y servicios para los mercados aeroespacial, de defensa y seguridad, Dassault Aviation se encarga de fabricar aeronaves civiles y militares.

Ambas se han revalorizado entre un 3% y un 4% en la última jornada. Si bien habían perdido fuelle en los últimos meses, son también algunas de las gran beneficiadas por la especulación bursátil de aquellos inversores que apostaron por los valores ligados a sectores militares en plena guerra. Es por ello que desde enero valen un 57% y un 37% más respectivamente.

En el sur de Europa se encuentra Leonardo, también especializada en el ámbito aeroespacial para los sectores de defensa y seguridad entre otros. La cotización del grupo italiano se ha disparado un 5,5% tras el anuncio de Putin de movilizar reservistas para combatir en Ucrania. En lo que va de año, el valor de la empresa participada por el estado italiano (30% del capital) se ha disparado un 29%, gracias al buen rendimiento cosechado en la primera mitad del año.

BENEFICIADAS POR EL AUMENTO DEL PRESUPUESTO EN DEFENSA

Las cuatro empresas han venido registrando ganancias significativas desde que comenzó la guerra en Ucrania, sobre todo porque los gobiernos de sus respectivos países prometieron aumentar el gasto en defensa. Todo ello en un contexto donde el compromiso de la Unión Europea y Estados Unidos a enviar armamento y equipos militares a Ucrania para ayudar en la guerra ha estado presente durante el desarrollo de la misma.

Sin embargo, el desempeño de las acciones de las compañías del sector se tambaleó recientemente. El motivo principal fue el hecho de que los mayores presupuestos en defensa de los gobiernos tardaron más de lo esperado en traducirse en un impulso para las carteras de pedidos de las empresas del sector.

Los expertos también señalan que la reciente caída de los valores ha estado motivada por un sentimiento excesivamente bajista en mitad de las preocupaciones macroeconómicas de inflación y recesión. Con esta nueva situación, no se espera un alto al fuego en Ucrania a corto plazo, por lo que el contexto es favorable en el mercado y vuelve a reavivar el apetito inversor por las principales firmas armamentísticas y defensivas.


- Publicidad -