viernes, 12 julio 2024

Las dos nuevas reservas de la biosfera en España revelan su riqueza natural

La UNESCO ha expandido su Red Mundial de Reservas de Biosfera con once nuevas designaciones, incluyendo la Selva de Irati en Navarra y la Val d’Aran en Cataluña. Estas incorporaciones, designadas el 5 de julio en la 36ª reunión del Consejo Internacional de Coordinación del Programa MAB, elevan a 55 las Reservas en España.

Biosfera

1
Una Red Mundial de Reservas de Biosferas

Con once nuevas incorporaciones en España, Colombia, Eslovenia, Filipinas, Italia, Mongolia, Países Bajos, República de Corea y República Dominicana, la Red Mundial de Reservas de Biosfera de la UNESCO alcanza las 759 en 136 países. Estas nuevas áreas representan un paso significativo en la protección de la biodiversidad y en el desarrollo sostenible a nivel global, subrayando la importancia de conservar los ecosistemas naturales. La expansión refuerza el compromiso internacional con la sostenibilidad y la preservación del medio ambiente para futuras generaciones.

SELVA DE IRATI: Con una biodiversidad excepcional, la Selva de Irati, con sus extensos bosques de hayas y abetos, es el segundo hayedo más grande de Europa. Ahora, sus 537 km² forman parte de la Red Mundial de Reservas de Biosfera gracias a «su belleza natural y su importancia ecológica«, según la UNESCO. Ubicada en el extremo nororiental de Navarra, engloba los valles de Salazar y Aezkoa, hogar de 2.435 habitantes. Ellos han sido cruciales en el proceso de candidatura desde asociaciones culturales y de conservación y grupos de mujeres.

Según informa la UNESCO, «el plan de gestión de la Reserva de Biosfera de Irati constituye un testimonio de los esfuerzos de conservación impulsados por la comunidad de la reserva«. Con este enfoque participativo, la designación promueve un desarrollo sostenible que beneficie a la población local a través de prácticas innovadoras para la gestión ambiental, el ecoturismo responsable y la preservación de tradiciones culturales.

VAL D’ARAN: Con esta nueva designación, los aproximadamente 632 km² de la Val d’Aran están protegidos bajo el paraguas de la UNESCO. El único valle de Cataluña orientado hacia el norte, situado en el extremo occidental de los Pirineos catalanes, entre el Mediterráneo y el Atlántico, cuenta con «una rica diversidad de paisajes climáticos y biológicos», según la UNESCO en un comunicado de prensa. Esta ubicación privilegiada refuerza la importancia ecológica y cultural de la Val d’Aran, destacando su valor como área protegida en el ámbito global.

Más allá de mejorar la protección de la biodiversidad, la designación también supone la revitalización de las prácticas tradicionales, a fin de frenar la despoblación y facilitar la transición a un nuevo modelo de desarrollo rural. Con una población de 9.983 habitantes, el valle preserva el patrimonio cultural y lingüístico occitano, así como varias actividades económicas como la agricultura, la artesanía y el comercio. En esta línea, el plan de gestión de la reserva «se ha concebido minuciosamente» con los representantes de las aldeas y las asociaciones locales que promueven el turismo y la ganadería. 

Liqen Studio 2 bd77990209 Merca2.es
Juan Zorrilla
Juan Zorrilla
Comunicador social y periodista con especialización en mercadeo. Experto en la creación de contenido audiovisual y escrito para destacar marcas en diversos nichos

- Publicidad -