miércoles, 1 febrero 2023 13:58

Cellnex obra el milagro en el Ibex 35 ante una opa prácticamente irrealizable

spot_img

Cellnex se ha disparado en el Ibex 35 casi un 10%. El rumor, desatado a raíz de una información de OKDiario, que cita fuentes anónimas, ha levantado las compras en la compañía de telecomunicaciones catalana. Según el citado digital, American Tower y Brookfield sopesan la una posible opa de exclusión. Sin embargo, la realidad es más compleja que una mera compra.

En primer lugar, los rumores de compra sobre Cellnex son recurrentes, más cuando en la propia compañía no ha llegado oferta alguna. Las empresas que optarían a su compra han decidido guardar silencio, si bien fuentes consultadas por MERCA2 han asegurado que no hay operación alguna en marcha, como tampoco negociaciones al respecto.

Al precio de una valoración actual en el Ibex 35, más la deuda y una prima del 20%, la oferta rondaría los 72 euros por acción

De dar veracidad a la información, la opa sobre Cellnex tendría que superar uno de los escollos más difíciles de sortear. El escudo antiopas diseñado por el Gobierno de Pedro Sánchez obliga a cualquier compañía extranjera a pedir permiso si pretende superar el 10% en cualquier cotizada española. Se trata de un blindaje a las firmas españolas estratégicas tras la fuerte caída que han sufrido desde la irrupción de la pandemia.

EL ESCUDO ANTIOPAS, PRINCIPAL ESCOLLO PARA UNA OPA SOBRE CELLNEX

Esta medida de carácter proteccionista se prolongará al menos dos años más, hasta 2025. Por lo que la operación quedaría aparcada hasta entonces, más cuando Cellnex está considerada como una de las empresas más estratégicas en España debido a las conexiones y control de datos que maneja, así como las más de 158.000 torres de telecomunicaciones que tiene distribuidas por gran parte de Europa.

Cellnex presenta un potencial alcista superior al 61%.
Cellnex presenta un potencial alcista superior al 61%.

El otro gran impedimento para esta hipotética operación es el precio. Por un lado, la compra de Cellnex supondría un desembolso mínimo de 43.000 millones de euros, teniendo en cuenta la valoración bursátil, que alcanza los 25.790 millones de euros, y los 17.000 millones de deuda con los que cerró el pasado tercer trimestre del año. A este precio, además, habría que añadirle una prima para los accionistas, más cuando las estimaciones de los analistas apuntan a una subida cercana al 40%, hasta los 50,6 euros por acción frente a los 36,5 en los que ha cerrado este viernes.

Al precio de una valoración actual en el Ibex 35, más la deuda y una prima del 20%, la oferta rondaría los 72 euros por acción. Es decir, un 20% por encima de los máximos históricos de Cellnex, según los cálculos realizados por MERCA2.

LOS CÁLCULOS DE LA OPA SOBRE CELLNEX: UN 20% EXACTO POR ENCIMA DE MÁXIMOS HISTÓRICOS

De esta forma, los presuntos participantes en esta opa deberían abonar entre un 15% y un 20% adicional a la cifra de la valoración bursátil y la deuda. Es decir, la opa no sería inferior a los 51.000 millones de euros. Esta cifra supone la mitad de la valoración bursátil de American Tower, con cerca de 100.000 millones de euros.

Según la información publicada, de la que no consta comunicación alguna ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), los accionistas actuales de Cellnex ven con buenos ojos esta operación, especialmente la familia Benetton, el fondo GIP e incluso Criteria, el holding de La Caixa, siempre y cuando el precio sea lo suficientemente atractivo.

LA COMPETENCIA Y BRUSELAS, EL OTRO ESCOLLO PARA LOS COMPRADORES EN CELLNEX

Fuentes del mercado consideran que se trata de un rumor más que una operación en ciernes. Y es que, son demasiadas barreras a sortear, especialmente las de competencia. Cabe señalar que Cellnex ha tenido que vender torres en Reino Unido para cerrar operaciones en Europa debido a la posición dominante en el mercado. Si bien, la compañía está inmersa ahora en obtener un mayor rendimiento de sus infraestructuras, dando por finalizada la etapa de compras.

El rumor en el mercado, además, se produce tan solo una semana después de la renuncia de Tobías Martínez al frente de la compañía. Los analistas y empresas consultadas por MERCA2 apuntan que una operación de estas características nunca se anuncia ante un medio de comunicación y creen que hay más intereses ocultos.

En este sentido, apuntan que hay numerosos inversores que están soportando pérdidas millonarias en la cotizada y por tanto habría un notable interés en resucitar el precio de la acción. Y es que, ni Brookfield ni tampoco American Tower han realizado al mercado comunicado alguno para desmentir o confirmar la información. De hecho, de las supuestas participantes en la opa, American Tower se ha dejado apenas un 2%, mientras que Brookfield mantiene un tono plano en Wall Street. Movimientos mínimos y una muestra de que la opa no ha calado en el mercado.

Por el momento, los beneficiarios son los actuales accionistas que han logrado recuperar parte de sus pérdidas latentes en un momento en el que el contexto macroeconómico es claramente desfavorable para los intereses de Cellnex. Y es que, la deuda con los actuales tipos de interés aprieta a estas cotizadas, si bien la compañía no tiene vencimientos significativos hasta 2025.

GRIFOLS, OTRO RUMOR QUE DISPARÓ LA COTIZACIÓN

No es la primera vez en los últimos meses que una información de este tipo tiene como protagonista a una empresa española. En abril del pasado año, Grifols protagonizó una subida vertical del 11% ante una «alerta no desarrollada» del blog Betaville, prácticamente desconocido para el público en general.

«Inversores de capital riesgo planean una opa sobre Grifols», señalaba. Ni fuentes ni confirmación ante la CNMV. En aquel momento, Grifols entraba en una espiral bajista de la que está tratando de salir en este 2023. Bloomberg y ciertos medios de prestigio se hicieron eco de este enunciado. En el propio blog no se desarrolló posteriormente la información ni tampoco aparecía entrada alguna sobre la cotizada dedicada al negocio de la sangre.

Como ocurre con Cellnex, la oferta sería conjunta, formulada por un consorcio norteamericano y otro británico. No hubo concreción alguna. Oficialmente, no hubo posicionamiento porque Grifols no comenta rumores, como hacen todas las cotizadas.


- Publicidad -