reclamar albaran

Entre los diferentes documentos que son de conocimiento imprescindible para el autónomo está el albarán. Es cierto que no todos los profesionales lo necesitan, pero conviene saber de qué se trata, cuál es su validez legal y también cómo hay que elaborarlo. Aunque hoy en día se suele hacer con ayuda de software especializado, y esto facilita mucho la gestión de este documento.

Muchas veces el autónomo empieza su actividad sabiendo mucho sobre su profesión pero muy poco sobre los trámites administrativos y la documentación que debe manejar. No es extraño que un profesional que acaba de empezar no sepa muy bien cómo elaborar una factura o cuándo tiene que elaborar un albarán. Para que esto no ocurra, vamos a profundizar en el conocimiento de este documento.

¿Qué es un albarán?

documento mercantil albaran

Es un documento de carácter mercantil que elabora quien envía la mercancía y sirve precisamente para acreditar que la misma ha sido entregada a su destinatario. Así, un autónomo puede recibir un albarán de uno de sus proveedores, pero también puede tener que elaborar uno para enviar la mercancía a un cliente.

De cada albarán se emiten tres copias. Una de ellas se la queda el vendedor, que deberá conservarla una vez que el documento haya sido firmado por el comprador, como prueba de que ha entregado la mercancía. La segunda copia se la queda el comprador, a fin de asegurar que hay correlación entre lo que él ha pedido y lo que se le ha entregado. La tercera copia se la queda el transportista a modo de prueba de que ha llevado la mercancía a su destino y la ha entregado.