viernes, 21 enero 2022 12:47

Los clientes de Lidl pasan del coronavirus: así se saltan las normas

Lidl se ha convertido en uno de los supermercados de moda en España por su gran variedad de productos y su relación calidad-precio. Al igual que otras compañías, ha sufrido las aglomeraciones de los clientes en los últimos días a causa de la histeria generada por el coronavirus. Esta pandemia mundial, definida así por la Organización Mundial de la Salud (OMS) obligó a Pedro Sánchez a decretar el Estado de alarma. Desde la advertencia hasta la aplicación de las medidas, otros comercios como los estancos también fueron colapsados.

La situación se ha relajado después de los supermercados hayan garantizado el suministro de alimentos. Ir a comprar, como a sacar al perro o a la farmacia, son algunos de los motivos de urgencia para saltarse el confinamiento. Pese a que ese agobio se ha reducido como hemos contado en MERCA2, Lidl y otros supermercados han implementado medidas para evitar la propagación del coronavirus. Sin embargo, son muchos los que se saltan estas normas y hacen lo que quieren. Estas son algunas de las anécdotas.

LOS TRABAJADORES DEL LIDL, INDEFENSOS

Muchos usuarios han criticado a través de Twitter que los cajeros del Lidl no disponían de guantes ni gel desinfectante. No es algo habitual en sus tiendas ni mucho menos. La higiene es lo primero que han empezado a cuidar en los supermercados, donde como en el Mercadona, disponen de todos los elementos para garantizar que no hay ningún foco de contagio. Sin embargo, Lidl no ha conseguido controlarlo en todos sus establecimientos, como puede percibirse por algunas quejas de los consumidores. Desde luego, es un aspecto que tendrá que mitigar en los próximos días. Guantes, gel desinfectante y mascarillas son elementos básicos para intentar que no se extienda el coronavirus en estos lugares a los que acuden tantas personas al cabo del día.


- Publicidad -