martes, 18 junio 2024

Año nuevo y vida nueva para Bankia

IG Markets

De muchas maneras se podían calificar los últimos cinco años vividos en Bankia. Rescatada por el Gobierno con 18.000 millones de euros, ha navegado por un mar bravío donde no han faltado las galernas con olas gigantes que han golpeado su línea de flotación: preferentes, salida a Bolsa, tarjetas black…

¿El año más complejo, difícil y complicado? 2013. Entonces, y obligados por la Unión Europea, tuvieron que hacer frente a un durísimo plan de reestructuración. Una travesía del desierto en la que se vieron abocados a cerrar un tercio de las oficinas, a despedir al 30% de la plantilla, a la par que estaban atados de pies y manos a la hora de efectuar determinadas operaciones.

También se les negó el hecho de abrir sucursales fuera de España, y no pudieron poner precios para captar pasivo por encima de la media del mercado. Sin olvidar el hecho de que tuvieron que abandonar plazas que eran rentables y dejarlas a la competencia.

La integración con BMN les convierte en el cuarto banco por activos de España

En 2016 Bankia adoptó un nuevo posicionamiento que colocó la proa del barco hacia un puerto donde atracarían siendo una entidad más cercana, sencilla y transparente. Acciones comerciales como la eliminación de las comisiones a quienes depositaran su nómina o pensión, por ejemplo, elevó la satisfacción de los clientes. Un nuevo ciclo que tendrá, por decirlo así, su segundo episodio en 2018.

Bankia inicia nuevas líneas de actividad

Una vez concluidas las restricciones del Plan de Reestructuración impuesto por Bruselas, la nave de Bankia da un golpe de timón buscando nuevas líneas de actividad. ¿Cambiará su forma de hacer las cosas? No. Su manera de trabajar seguirá igual. También la estructura.

“Comenzamos una nueva etapa de crecimiento tras dejar atrás una exitosa etapa de reestructuración que hemos dado ya por finalizada”, afirma José Ignacio Goirigolzarri, su presidente. Un ‘viaje’ diferente en el que contarán con un nuevo compañero, llamado BMN, que de momento lleva implícito un ERE que afectará a 2.500 personas, y que les convierte en el cuarto banco por activos de España.

sede operativa madrid 1 e1514457655104 Merca2.es

Sin el yugo de la Comisión Europea, vuelven a jugar en igualdad de condiciones con el resto de entidades financieras. Ya no hay un peaje que pagar. “Estamos en pie de igualdad con nuestros competidores”, añade Goirigolzarri. Y eso les abre nuevas oportunidades de negocio.

¿Como cuáles? Como la financiación de promoción inmobiliaria o de empresas con acceso a los mercados de capitales. Para potenciar el primer aspecto ha creado la Dirección de Promotores, dependiente de la Dirección General Adjunta de Banca de Negocios, que será la responsable de desarrollar la financiación al negocio promotor. ¿Vuelta a las andadas?

“Es un sector que no hay que demonizar porque es muy importante para la economía española aunque hay que huir de los excesos del pasado”, advirtió el presidente de Bankia durante una comida con los medios de comunicación previa a la última junta de accionistas.

[td_block_11 custom_title=»» separator=»» post_ids=»39004″ limit=»1″ css=».vc_custom_1496993590403{border-top-width: 1px !important;border-right-width: 1px !important;border-bottom-width: 1px !important;border-left-width: 1px !important;padding-top: 5px !important;padding-right: 5px !important;padding-bottom: 5px !important;padding-left: 5px !important;border-left-color: #000000 !important;border-left-style: solid !important;border-right-color: #000000 !important;border-right-style: solid !important;border-top-color: #000000 !important;border-top-style: solid !important;border-bottom-color: #000000 !important;border-bottom-style: solid !important;border-radius: 4px !important;}» tdc_css=»»]

El negocio promotor está viviendo un repunte de ciclo. Y no quieren dejarlo pasar. “Esperamos un crecimiento durante al menos tres o cuatro años, en los que estimamos una construcción de hasta unas 150.000 viviendas nuevas al año”, señala Alberto Manrique, que estará al frente de esta nueva dirección.

La promoción inmobiliaria no será el único objetivo hacia donde Bankia encaminará sus pasos. También podrá llevar a cabo financiación a largo plazo para grandes corporaciones con acceso a los mercados de capitales. Y, esta vez sí, dentro y fuera de España. Asimismo podrá financiar proyectos y adquisiciones.

Con las restricciones saltando por los aires, Bankia será uno más en el particular tablero de ajedrez del mundo financiero. Pero, esta vez, jugará con las mismas piezas que el resto de participantes. Año nuevo, vida nueva.


- Publicidad -