Más de una década es la que lleva luchando Alcampo contra el calentamiento del planeta. Alienados con los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible fijados por la Agenda 2030 de Naciones Unidas, llevan desde 2008 trabajando para reducir las emisiones de dióxido de carbono que genera su actividad. “Las emisiones debidas a gases refrigerantes, gas natural y gasoil se han reducido en torno al 70% desde 2010”, señala Yolanda Fernández, directora de RSC y Comunicación Externa de Alcampo. Y añade: “También hemos dejado de generar emisiones de CO2 debidas a la electricidad ya que consumimos electricidad procedente de fuentes renovables”.

Desde hace dos años, la totalidad de la energía que se utiliza en Alcampo proviene de manera exclusiva de fuentes 100% renovables, lo que permite obtener energía limpia y evitar la emisión de CO2. Otro punto a destacar tiene que ver con los residuos, y que no acaben en un vertedero. “Hemos conseguido alcanzar la cifra de 26 centros Residuo Cero. También que la tasa media de residuos que generamos, y no van a vertedero, ascienda al 88%”, concreta Yolanda Fernández.

De esta manera, la economía circular es una realidad en los citados centros. El proyecto Residuo Cero arrancó en 2013 con Saica, su socio en gestión de residuos. “Hace relativamente poco hemos dado un paso más y hemos cerrado el círculo desarrollando un sustrato universidad de marca propia Auchan en cuya fabricación se ha incorporado compost procedente de los residuos orgánicos de nuestros hipermercados. El envase incorpora el residuo plástico que genera nuestra actividad”, matiza la directora de RSC de Alcampo.

ENVASES EN ALCAMPO

No se trata sólo de garantizar la segregación de residuos clave para su reciclado en sus tiendas y almacenes. Alcampo también facilita a los clientes la separación de los mismos. Lo hace a través de la instalación de ecoparques en supermercados e hipermercados. Se trata de espacios donde pueden dejar sus residuos de aparatos eléctricos y electrónicos, aceite usado, pilas y baterías… que luego la compañía canaliza a los gestores autorizados.

La racionalización del consumo de energía lleva más de una década en Alcampo. Una carrera de fondo, como la define Yolanda Fernández, en la que siguen introduciendo mejoras y controles para ser más eficientes. Fruto de ello, el ratio de consumo de electricidad en KWh por metro cuadrado de sala de venta en sus hipermercados ha pasado desde los 502 KWh/m2, en 2010, a 396 kWh/m2, en 2019.

En el caso de los envases, y su sustitución por otros más sostenibles, su política se centra en la reducción, reutilización, garantizar su reciclabilidad, e incorporar plástico reciclado a los mismos. “En este sentido, nos hemos adelantado a la directiva SUP, eliminando los productos de plástico de un solo uso en los lineales”, indica Yolanda Fernández. Así, han puesto en marcha bolsas reutilizables (con más del 50% de plástico reciclado) para las frutas y verduras a granel, por ejemplo. También han eliminado el porexpán del mercado de frutas y verduras.

AGUA Y GASES REFRIGERANTES

Al igual que en los aspectos antes reseñados, los planes de reducción de consumo de agua en Alcampo también se comenzaron a tratar a partir del año 2008. Por lo que respecta al agua, se impulsaron planes de formación y sensibilización interna. Así, se instalaron urinarios sin agua, subcontadores en mostradores de pescadería, atomizadores para los fregaderos, pilas lavamanos, fluxores…

Respecto a los gases refrigerantes (conviene recordar que tienen un alto poder de calentamiento del planeta y son claves para el desarrollo de su actividad), una de sus prioridades ha sido el control de fugas. También la sustitución por aquellos otros con menor Potencial de Calentamiento Atmosférico (PCA).

Fridman DIA director financiero

Los 500 días de Mikhail Fridman en DIA: cierres, despidos y sin director financiero

Mikhail Fridman ha superado los 500 días al frente de DIA, tras tomar su grupo Letterone el control del 70% de la compañía en...

Por último, y respecto al transporte de mercancías, para paliar sus emisiones tanto de los almacenes a las tiendas, como de éstas a la casa del cliente, Alcampo ha puesto en marcha diferentes acciones. Así, utilizan camiones mixtos bitemperatura, así como camiones a gas para la entrega de mercancías en grandes ciudades. En lo que tiene que ver con la logística de última milla, cuentan con alianzas con empresas que cuentan con vehículos no contaminantes. Es el caso de Revoolt, con soluciones ZeroCO2, y que realiza servicio de entrega a domicilio de 70 supermercados Alcampo