VidaCaixa

Algo así como un ángel de la guarda. Es lo que ha venido siendo VidaCaixa para CaixaBank. De hecho, un tercio del beneficio consolidado de la entidad a los mandos de Jordi Gual procede de VidaCaixa (en concreto, un 38%). Todo un motor financiero para el banco.

Sin embargo, los datos aparecidos hasta ahora, aportados por Icea, indican que VidaCaixa ha resbalado respecto a ejercicios anteriores. Un ejemplo: VidaCaixa sigue siendo la aseguradora que ocupa lo más alto del podio en España, aunque sus más inmediatos perseguidores (Mapfre y Mutua Madrileña) le están comiendo el terreno.

Repasemos los datos: VidaCaixa tuvo 8.217 millones de euros en primas en 2018. Eso significa que esta magnitud cayó un 14,99%. Un descenso que tuvo su espejo en la cuota de mercado, descendiendo desde el 15,24% de 2017, al 12,78% en 2018 (-16%).

A diferencia de VidaCaixa, sus más inmediatos perseguidores sí tuvieron un comportamiento más positivo. De hecho, Mapfre creció en primas un 8,03%, para situarse en 7.291 millones de euros, y Mutua Madrileña un 5,30%, alcanzando los 5.270 millones de euros. Dicho de otra manera, Mapfre le ha recortado 1.992 millones, ya que ahora les separan 926 millones, mientras que esa cantidad, en 2017, era de 2.918 millones.

Los últimos datos publicados de VidaCaixa, que abarcan de enero a septiembre de 2018, ya aventuraban un año no tan placentero. El beneficio neto fue de 467,1 millones, un 1,4% inferior al del mismo periodo del año anterior. ¿Motivo? Operaciones extraordinarias que tuvieron como escenario 2017.

La cuota de mercado de VidaCaixa ha caído un 16% en 2018 respecto a 2017, según los datos de Icea

Durante la presentación de resultados de ese año, su consejero delegado, Tomás Muniesa, ya aventuró que ese porcentaje del 38% era circunstancial y que tendería a bajar en el medio plazo, una vez que el Banco Central Europeo (BCE) comenzará a subir tipos. Dado que esta circunstancia no será posible durante 2019, el porcentaje seguirá siendo elevado aunque la filial espera que, más adelante, se normalice alrededor del 25%.

Por lo que respecta al volumen de primas y aportaciones comercializadas, la filial de CaixaBank llegó a los 7.702,1 millones de euros, un 9% menos. Durante 2017, el beneficio neto de VidaCaixa fue de 634 millones de euros, un 29% más que un año antes. El buen comportamiento del negocio de ahorro individual y el crecimiento del negocio de riesgo fueron sus impulsores.

EL SABOR AGRIDULCE DE VIDACAIXA

No todo son malas noticias para VidaCaixa. Volviendo a las estadísticas de Icea, en concreto a las referentes al ramo de Vida, la entidad de CaixaBank, incremento sus provisiones técnicas un 4,56% durante 2018, situándose en 50.489 millones de euros. La cuota de mercado es del 26,8%. Las provisiones técnicas reflejan el importe de las obligaciones asumidas que se derivan de los contratos de seguros y reaseguros.

Tras VidaCaixa, Mapfre (Mapfre Vida, Bankia Mapfre Vida, CCM Vida y Pensiones y Bankinter Vida), con 16.806 millones de euros de provisiones técnicas (-1,31%), y Santander Seguros, con 15.224 millones (+2,07%). El volumen total gestionado por los seguros de Vida, representado por sus provisiones técnicas, fue de 188.089 millones de euros (+2,4%) en 2018. Un año antes, dicho crecimiento había sido del 3,3%.

Sin embargo, por lo que se refiere a las primas emitidas, éstas descendieron en VidaCaixa un 15%, hasta los 8.159 millones de euros. La cuota de mercado se sitúa en el 28,36%. Dicha cuota, un año antes, era del 32,8%. Por tanto, ha descendido un 13,5%.

El segundo en discordia en este apartado es Zurich (Bansabadell Vida y Zurich Vida) que también tuvo unos números rojos del 9,05%, para llegar a un volumen de primas de 2.550 millones de euros. El tercer podio del cajón es para Mapfre que tuvo un crecimiento del 20% para situarse en 2.284 millones de euros.