super ordenadores

Nada tiene que ver los ordenadores que usamos en nuestra vida diaria con la increíble potencia de los mejores superordenadores del mundo. Probablemente hayas oído hablar de ellos en alguna ocasión, pero puede que no tengas mucha idea sobre ellos. Por si no lo sabías, son realmente necesarios en el día a día, y es por ello que vamos a hablarte de algunos de ellos, y sobre todo, qué son.

Como podrás imaginar, no tienen nada que ver con los ordenadores que tienen en casa, o incluso en la oficina. Y es que por mucha potencia de la que pueda presumir, no se puede comparar por mucho que quiera con un superordenador. A continuación, te hablamos de ellos, y te mostramos algunos de los mejores. Como detalle, aunque lo verás más adelante, por muy vacía que estuviera tu casa, nunca podrías tener uno de estos en ella, tendría que mudarte a una nueva más grande, y dormir en el balcón.

¿Qué son los superordenadores?

ordenadores

Lo primero, es saber que son estos superordenadores. Pues bien, lo cierto es que son ordenadores con características que superan por mucho a los que tienes en cada. Su funcionamiento es de alta velocidad, la cual se mide en petaFLOPS, traducido a mil billones de operaciones por segundo. Estos procesan miles de millones de datos cada segundo, razón por la que son tan útiles para casi cualquier tarea, como predecir tsunamis, buscar planetas y demás.

Lo habitual es que se utilicen para realizar investigaciones especiales. Se encuentran en todo el mundo, y su precio es de cientos de millones de euros. Seguro que no has visto uno antes, pero la verdad es que su uso es algo fundamental para la realización de toda clase de investigaciones, es decir, su importancia en nuestra vida es máxima.

Pueden presumir de tener un rendimiento increíble, ocupan habitaciones enteras, lo que equivale a miles de ordenadores funcionando al mismo tiempo. La mayor parte de estos ordenadores tiene un aspecto que se asemeja al de armarios metálicos. En ellos hay una gran cantidad de procesadores y nodos funcionando a conjunto. Así es como pueden alcanzar miles de millones de operaciones por cada segundo. Esto se multiplica según se lanzan modelos nuevos e innovaciones técnicas.