licores

Si por algo se conoce España es por su gastronomía y por sus vinos. Una cosa lleva a la otra y los licores no pierden fuelle entre las personas que consumen bebidas con alcohol. Los grandes sabores de los licores españoles tienen mucha historia, tanto es así que la propia cultura de cada zona hace que se beba un determinado licor. Algunos están fabricados con ingredientes un tanto atípicos: yema de huevo, extractos vegetales… El frío invita a los consumidores a beber licores fuertes y en las zonas cálidas se prefieren sabores diferentes.

Los licores se suelen elaborar con hierbas que se consideran medicinales. La gran mayoría tienen una graduación superior a los quince grados y ayudan a que el proceso de la digestión sea más llevadero. Vamos a listar los licores que se beben en España para que la curiosidad se active y queden ganas de probarlos todos.

Tocino de cielo: licores del sur

licores

Este licor mezcla el brandy de Jerez con esencias de tocino de cielo. La bebida se desarrolló por un equipo de enólogos de la bodega de Sara Corchado Páez. La bebida es típica en la provincia de Cádiz (Jerez).

Es una apuesta clara de la zona. El brandy es envejecido en la bodega, con esencias de caramelo y yema de huevos tostada.

En boca el brandy se torna suave y más tarde aparece el recuerdo dulce. Posee 17 grados y se aconseja tomar frío e incluso con hielo. Su precio aproximado es de 10,50 euros.