jubilacion tardia

A la mayoría de los autónomos les da cierto miedo pensar en su jubilación, y no es de extrañar si tenemos en cuenta que las pensiones de este colectivo no son muy altas. Esto se debe a que con frecuencia el trabajador por cuenta propia no puede permitirse subir su cuota de cotización. Así que cuando llega el momento de dejar el trabajo, lo que recibe a cambio de lo que ha cotizado es una prestación muy baja.

Aunque se ha criticado mucho la fuerte desigualdad entre autónomos y asalariados en temas de jubilación, lo cierto es que dichas críticas no han servido de nada, puesto que las cosas no han mejorado. Esto implica que el profesional que va llegando a la edad de jubilarse y ve que va a perder mucho poder adquisitivo al pasar a cobrar una pensión pública tiene que buscar alternativas, y entre ellas está la jubilación demorada.

¿Qué es la jubilación demorada?

jubilacion pasados los 65

En 2020 la edad de jubilación está fijada en 65 años y 10 meses, y esta cifra es la misma para trabajadores por cuenta ajena y por cuenta propia. Sin embargo, nos encontramos con que cada vez son más los autónomos que al llegar a esa edad deciden seguir trabajando en lugar de cesar en su vida activa. Estamos entonces ante un caso de jubilación demorada.

Se considera que hay una jubilación demorada cuando el alta en el sistema de pensiones se produce una vez sobrepasada la edad de jubilación. Es decir, cuando una persona ha decidido no jubilarse al llegar a la edad para ello y ha seguido trabajando. Esto es posible porque en España la jubilación solo es obligatoria para los funcionarios y para ciertos colectivos.

Comentarios de Facebook