La cadena Hesperia espera alcanzar una cifra de facturación histórica en 2020. Año en el que la compañía hotelera estrenará nueva imagen corporativa y obtendrá los primeros resultados de un plan estratégico basado en la reforma de sus hoteles y alianzas con grandes cadenas con Hyatt. Todo ello tras la “acertada decisión” de romper con NH, tal y como explica a este medio su CEO, Jordi Ferrer.

El próximo año será el año más significativo de la cadena. “Vamos a relanzar Hesperia”, asegura Ferrer. Ello implica un cambio de imagen corporativa con la idea de renovar logo y mobiliario de los hoteles de Hesperia, anclado en un cuatro estrellas. “Se trata de darle un toque tecnológico, atraer a un público más joven y diferenciarse”, señala Ferrer. Algo que se podrá comprobar en enero con la reapertura del Hesperia Tower de Barcelona. Este contará con la pantalla más grande de tv de Europa, entre otras novedades.

En 2019 la compañía ha invertido entre 50 y 60 millones de euros para reformar seis de sus activos más importantes. Motivo por el cual 2019 es el año de los cambios, mientras que en 2020 la compañía “alcanzará cifras históricas” de facturación con estos activos en funcionamiento.

En los próximos años, el grupo hotelero espera duplicar su tamaño. Actualmente cuenta con una cartera de 33 establecimientos que suman 5.200 habitaciones, 80 restaurantes y seis campos de golf. Tras la venta del 8% de NH, Hesperia tiene las cuentas saneadas y hambre de invertir; aunque se le escaparon dos o tres activos “por el precio”, aseguró el CEO durante su intervención en las jornadas Hospitality de Cushman & Wakefield sobre inversión hotelera celebrada en Madrid.

UN 2019 DE REFORMAS

Más allá de Hesperia, el grupo se define como “una casa de marcas”. Así, la firma selló un acuerdo con Hyatt para reformar dos de sus hoteles urbanos más potentes: Hyatt Regency Hesperia Madrid y Hyatt Regency Barcelona Fira. Los dos cuentan ya actualmente con una categoría de cinco estrellas, y constituyen dos de los activos de mayor valor del portafolio de Hesperia.

Recientemente también ha abierto el Secrets Lanzarote Resort & Spa, un hotel ‘solo para adultos’ situado en el núcleo turístico de Puerto Calero y en el que Hesperia Hotels & Resorts ha invertido alrededor de 10 millones de euros para su reforma integral. Una ubicación que no “preocupa” en la compañía a pesar de la caída del turismo en canarias puesto que esta tipología de hotel es muy demandada.

Este establecimiento será gestionado por Apple Leisure Group fruto del acuerdo que firmaron el pasado año. En 2020, esta alianza tendrá continuidad con la reforma y rebranding de Hesperia Playa Dorada, que pasará a integrarse también en la marca Dreams y está siendo objeto asimismo de una reforma integral.

Asimismo, Hesperia cerró un acuerdo este verano con Arum Group para hacerse con el control del resort de lujo La Manga Club, situado junto al Parque Natural de Calblanque, en Murcia.

LA INDEPENDENCIA DE NH HOTELES

Hesperia puso fin al acuerdo con NH tras vender su participación a la cadena tailandesa Minor que lanzó la opa sobre NH. Una decisión que desde la compañía consideran “acertada” porque ha permitido al grupo tener “un proyecto independiente” y permitir avanzar en solitario en el mercado hotelero. Además, la opa con la tailandesa Minor “no les convencía”, aseguran.

Cabe recordar que, a finales de octubre de 2018, la opa de Minor sobre NH fue aceptada por un número de 187.289.383 acciones que representan un 88,85% de las acciones a las que se dirigió la oferta y el 47,76% del capital social de la entidad. Esta cifra, sumada al 46,38% que ya ostentaba, alcanza el 94,1% de la compañía que controla la tailandesa.

El acuerdo entre NH y Hesperia se firmó en 2009 y se renovó a finales de 2016 por un período de nueve años. Con esta medida NH Hoteles dejó de cobrar los nueve millones al año que percibe durante la vigencia del contrato y perdería la gestión de 4.000 habitaciones. Entre los establecimientos desafiliados se encuentran hoteles tan emblemáticos como el NH Collection Barcelona Tower, que pasa a denominarse Hesperia Tower, o el Hesperia Madrid.