Glovo centro Polonia

La empresa española Glovo ha anunciado que abrirá en Varsovia (Polonia) su segundo centro tecnológico, siendo el de Barcelona el primer centro de este tipo propiedad de la compañía. Asimismo, Glovo ha declarado mediante comunicado que contratará a hasta 40 ingenieros para trabajar en esta nueva planta en Polonia.

La ‘start-up’ española de reparto de comida a domicilio ha detallado que Polonia ha sido el país escogido gracias a su talento tecnológico y prosperidad económica, y estiman que el nuevo centro representará “la mitad de la capacidad tecnológica” de Glovo.

Ha indicado que también trabajarán para el centro, pero principalmente desde fuera de la oficina, unos 50 expertos en tecnología y producto. El centro tecnológico de Varsovia seguirá al de Barcelona, donde también se encuentra la sede la compañía y trabajan unos 500 profesionales.

Además, Glovo ha comprado la plataforma polaca Pizza Portal por 35 millones de euros, un acuerdo que permitirá aumentar su presencia en el país y firmó en agosto con la operadora multi-marca de restaurantes franquicia AmRest Holdings SE.

GLOVO, EN LA BÚSQUEDA DE NUEVOS TALENTOS

Mustafa Sezgin, vicepresidente de Ingeniería de Glovo, ha explicado que Polonia era el candidato que respondía a una “ubicación única que estuviera madura para el crecimiento y la innovación”.

Iberdrola

Iberdrola reta a EDF en Francia: aspira a un 10% del mercado

Iberdrola aspira a ser un actor protagonista en el mercado francés y ha lanzado una ofensiva en comercialización eléctrica con el objetivo de alcanzar...

“Polonia es un semillero de nuevos talentos que creemos que aún debe recibir el reconocimiento que merece por parte del ecosistema tecnológico mundial”, ha resaltado Sezgin.

INVERSIÓN EN OTROS PAÍSES

Óscar Pierre, el consejero delegado de Glovo, explicó a finales de septiembre que el modelo de la compañía no destruye empleos, sino que su servicio crea una nueva línea de actividad. “Hemos dado servicio a una demanda global, iba a pasar con o sin Glovo”ha manifestado. En referencia a las posibles regulaciones “agresivas” que España podría implementar, Pierre ha indicado que en tal caso se verían abocados a invertir más en otros países.

Pierre explicó que en cuatro años la compañía ha creado 1.500 empleos, siendo en su mayoría personas altamente cualificadas, mientras que Ferrer ha sostenido que los 7.500 mensajeros que tiene Glovo en España no vienen de un sector concreto, como la logística, “lo que indica que sectores como éste tampoco han dejado de crecer y rechaza el mantra de destrucción de empleo”.