Garamendi Gobierno

Ante la proximidad de las elecciones generales del 10-N, el presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Antonio Garamendi, se ha referido a las principales demandas de los empresarios al futuro Gobierno que salga de las urnas al que ha pedido que haga hincapié en el rigor presupuestario y la ortodoxia económica y que cuide los impuestos que se aplican a las empresas.

“Lo más importante es que se forme un Gobierno, el que quieran los españoles, que ponga el acento en el rigor presupuestario y la ortodoxia económica y, sobre todo, cuidado con los impuestos ya que las empresas, aparte de facturar, nos dedicamos a gestionar y el Estado podría hacer esfuerzos para mejorar su gestión”, ha señalado Garamendi en su intervención en el XVIII Congreso de Directivos de la Fundación CEDE (Confederación Española de Directivos y Ejecutivos).

“Los empresarios y directivos tenemos que ser optimistas, ya que es nuestra obligación. Tenemos que saber navegar cuando nos viene el viento de popa y cuando nos llega de cara. Los extranjeros confían más en España que los propios españoles. Tenemos obligación de vender y creer en nuestro país porque merece la pena”, ha agregado Garamendi.

El presidente de la CEOE ha participado en un coloquio, en el Palacio de Ferias y Congresos de Málaga, con el presidente de KPMG en España, Hilario Albarracín, quien por su parte, ha puesto el acento en el hecho de que “la concienciación social del consumidor, el mayor nivel de exigencia regulatoria junto con las cuestiones medioambientales y la sostenibilidad serán prioritarias para las empresas“.

“De ahí los compromisos que están adquiriendo en financiación verde, reducción de emisiones, RSC o información no financiera con el objetivo de transmitir de forma transparente sus compromisos con la sociedad“, ha subrayado.

Ahora o nunca: el ocaso de las oposiciones está a la vuelta de la esquina

España no es un país de emprendedores, sino de funcionarios. Quizás tenga que ver el hecho de que la gran lacra histórica...

A este respecto el máximo representante de CEOE ha afirmado que “las empresas que tienen futuro ven todas las nuevas exigencias, tanto de la sociedad en sí como de los reguladores, como una oportunidad ya que cuando las cosas las haces de esta nueva manera llegan los beneficios. En CEOE estamos trabajando en la memoria no financiera, ya que necesitamos medir y colaborar para hacer alianzas”.

En materia de digitalización de las empresas el máximo representante de KPMG la calificó de “prioritaria, y lo seguirá siendo porque los riesgos de obviarla son demasiado grandes, ya que es necesaria para competir, mantener capacidades productivas y desarrollar nuevos modelos de negocio para un cliente hiperconectado”.

Para Garamendi “el tema digital no es un tema de futuro, es de presente. La digitalización, además, está consiguiendo generar igualdad de oportunidades, y valga como ejemplo las empresas que se están creando en la España vaciada.”