Ante la ola de pedidos online a grandes superficies, El Corte Inglés es una de las firmas que se encuentra ahora al pie del cañón para garantizar esas entregas de alimentos. La opción online no sirve solo para poder cumplir en mejor medida la orden de confinamiento, sino que salva la vida a aquellos núcleos familiares que por discapacidad, edad avanzada o dependencia tienen dificultades para ir a la compra.

Para dar la talla, el grupo ha implementado una serie de medidas que han celebrado muchos, contentos con el esfuerzo de la marca.

LE HACE LA COMPRA A LOS SANITARIOS

Con el objetivo de ayudar a un grupo de personas absolutamente imprescindible y vital en esta situación social, El Corte Inglés prioriza a los sanitarios en su servicio de compra online. La marca dice ser “consciente del cansancio, exceso de trabajo y escaso tiempo” que están sufriendo los dedicados a la medicina.

La empresa ha puesto a disposición de los hospitales un teléfono y un correo electrónico para que los sanitarios puedan encargar fácilmente su compra. “La compañía ha querido crear una plataforma que les facilite las gestiones de la cesta de la compra”, aseguran desde la marca.

club del gourmet El corte inglés anchoas