¿Es mejor realizar donaciones en vida o mejor hablar de herencias? Actualmente con los problemas de desempleo, la precariedad laboral y la falta de ahorros, no son pocos los que no pueden hacer frente a una herencia tras fallecer un ser querido.

Los padres se preocupan hoy en día mucho más por sus hijos y su economía de lo que podían hacerlo nuestros abuelos. Y no es para menos. Es importante para ellos saber que dejan el futuro bien atado y no querer perjudicarles a la hora de tomar una decisión.

Por ello, muchos se plantean donar sus bienes en vida antes de esperar a las temidas herencias. Con ello, se solventan los problemas con respecto a las discusiones o a las dificultades económicas de cada uno. Pero, ¿qué es mejor? Descubre los pasos para tomar una buena decisión.

Ventajas fiscales según la edad

ventajas fiscales

En el caso de que se produzca la sucesión, existen varias reglas de acuerdo a la edad que tenga en dicho momento el hijo sucesor.

Esto sobre todo se distingue entre si el hijo tiene menos o más de 21 años, pues las ventajas fiscales suelen ser bastante más amplias en el caso de que el descendiente sea menor de dicha edad.

Cuando ya se han cumplido los 21 años, solo en Madrid, Canarias, Cantabria, Castilla La Mancha, La Rioja y los territorios forales contemplan la bonificación del 95% sobre el impuesto aplicado a la base imponible. Sin embargo, cuando la herencia supone la adquisición de la vivienda habitual existe una reducción sobre la base imponible regulada por la normativa estatal.

Comentarios de Facebook