eolico-capital-energy-carbon

Desde su sede en Oviedo, Capital Energy desarrolla 31 proyectos de energías renovables, que suman 1.200 MW de potencia en el Principado de Asturias, cuya construcción supondría una inversión superior a 1.000 millones de euros. En el último de estos proyectos incluido en este despliegue eólico en la región asturiana, la compañía tiene previsto invertir unos 19 millones de euros en el parque eólico de La Espina de 20 megavatios (MW).

De la treintena de iniciativas planteadas en Asturias, más de la mitad se ubican en localidades enmarcadas en las denominadas áreas de influencia de los convenios de transición justa, que se están viendo especialmente afectadas por el cierre de diversas centrales térmicas de carbón.

Complementariamente a los parques eólicos, la compañía está apostando intensamente por desarrollar proyectos adyacentes integrables basados en almacenamiento energético y producción de hidrógeno verde.

La construcción, puesta en marcha y posterior operación de esta cartera podría generar cerca de 6.700 empleos anuales en la fase de construcción y alrededor de 230 empleos en la fase de generación, así como unos potenciales ingresos en las arcas regionales y municipales de más de 40 millones de euros durante la ejecución de las obras y de más de 6 millones de euros anuales a lo largo de la vida útil de las instalaciones.

Asimismo, la entrada en funcionamiento de estos proyectos evitaría la emisión anual de 1,3 millones de toneladas de CO2 y permitiría el suministro de un 35% de todo el consumo eléctrico actual de Asturias.

Además, la compañía participa activamente en las mesas de trabajo y en la elaboración de los documentos iniciales de los convenios de transición justa, cuyo objetivo es proteger el empleo y la actividad económica de zonas rurales con actividad minera afectadas por el cierre de los grupos térmicos de Aboño, Lada y Narcea.

“La estrategia de Capital Energy pasa por una importante apuesta por la innovación para lograr los objetivos de transición energética de los territorios donde opera con el objetivo de contribuir a crear valor a largo plazo desde el punto de vista tecnológico, medioambiental y social, con la generación de nuevos puestos de trabajo o la recolocación de profesionales afectados por la transición y contribuyendo a la competitividad de la industria local”, afirma la empresa.

Además, en su apuesta por complementar el desarrollo de las renovables con otros vectores de innovación, tales como el desarrollo de proyectos de almacenamiento energético e hidrógeno renovable, Capital Energy está participando activamente en iniciativas como la mesa regional del hidrógeno impulsada por la Consejería de Industria, Empleo y Promoción Económica del Gobierno de Asturias y Faen.

PARQUE EÓLICO LA ESPINA

La solicitud de autorización del parque eólico de La Espina, de 20 MW,  ha sido sometida a información pública por la Consejería de Industria, Empleo y Promoción Económica del Gobierno del Principado.

Los cuatro aerogeneradores de la instalación renovable serán capaces de suministrar 54.600 megavatios hora (MWh) de energía limpia al año, equivalentes al consumo de más de 21.000 hogares asturianos, y evitarán la emisión anual a la atmósfera de más de 21.800 toneladas de CO2.

Además, Capital Energy indicó que el parque eólico La Espina propiciará la creación de unos 115 empleos durante su fase de construcción y tendrá un impacto económico anual en las arcas locales (IBI e IAE), así como a través de los contratos de arrendamiento, de alrededor de 111.000 euros. A esta cuantía recurrente se suma el pago puntual del ICIO, que ascenderá a 513.000 euros.

Antes que esta instalación renovable, el Principado de Asturias ya había sometido a información pública otros nueve parques eólicos impulsados por Capital Energy, que suman una capacidad conjunta de 195 MW: Buseco -de 50 MW y ya en construcción-; Leo (14,6 MW); Cassiopea (29,7 MW); Campon (9,9 MW); Escorpio (19,8 MW); Pico Liebres (11,25 MW); Brañadesella (25 MW); Pousadoiro (17,33 MW) y Turia (17,33 MW).

Asturias-Iberdrola-Naturgy

Las térmicas de Asturias aprietan a Iberdrola y Naturgy: proponen reciclar baterías

El reciclado de baterías de vehículos eléctricos de movilidad urbana, automóvil y vehículo industrial, es un proyecto pionero e innovador, generador de valor añadido,...

Gracias al lanzamiento de su comercializadora, en el último trimestre de 2020, Capital Energy ha culminado su objetivo estratégico de estar presente a lo largo de toda la cadena de valor de la generación renovable: desde la promoción, donde la compañía cuenta con una posición consolidada dada su trayectoria de casi 20 años, hasta la construcción, producción, almacenamiento, operación y el suministro.

El objetivo es llevar al consumidor final la energía 100% renovable que ya está produciendo en sus propias instalaciones.

El proceso de crecimiento de la compañía también se está viendo reflejado en su equipo, que ha pasado de 30 personas a más de 290 en los dos últimos años, distribuidas a lo largo de 14 oficinas en España y Portugal. Capital Energy prevé alcanzar alrededor de 450 profesionales en 2021.