Aunque los servicios meteorológicos habían advertido de la llegada del temporal Filomena, su intensidad ha superado con creces todas las previsiones. Tras más de 24 horas de nevada continua en muchos puntos del país, la acumulación de nieve y la formación de placas de hielo han provocado serias dificultades a la hora de desplazarse. Las recomendaciones durante estos días es evitar circular en coche, pero en el caso de que sea una cuestión de causa mayor, es fundamental poner las cadenas en las ruedas del vehículo para evitar accidentes provocados por derrapes.


LAS CADENAS INCREMENTAN LA TRACCIÓN DE LAS RUEDAS

Las cadenas para la nieve se inventaron hace más de 100 años, concretamente en 1904, y es un sistema bastante sencillo que sirve para aumentar la tracción de las ruedas sobre terrenos embarrados o nevados. Las cadenas básicas que se comercializan hoy día, son muy parecidas a las de principios del siglo XX, aunque ahora también disponemos de otros modelos como las de tela o las mixtas, que son más sencillas de instalar. En realidad colocar las cadenas es más fácil de lo que parece, pero es conveniente tenerlo más o menos claro para no tener que estar experimentando a ciegas bajo la nieve. A continuación te explicamos dónde y cómo poner las cadenas metálicas o de tela para nieve en el coche.

cadenas nieve