La anemia del mercado energético español justifica la internacionalización de Iberdrola

Iberdrola ha metido mucho, mucho dinero en el extranjero; una táctica que no solo le está dando réditos en los análisis y en la Bolsa, sino que también le protege de la complicada coyuntura que atraviesa el sector energético en España. Las cifras comerciales están en picado, arrastradas por las paradojas de la generación renovable, lo que corrobora que el mercado interno no es una cesta donde poner todos los huevos.

Según el Índice de Cifra de Negocios Empresarial (ICNE) publicado este lunes por el Instituto Nacional de Estadística (INE), las ventas en el suministro de energía eléctrica, agua, saneamiento y gestión de residuos se desplomaron un 31,8% el pasado febrero en relación al mismo mes de 2023. Esto provocó que la facturación de las empresas bajase un 1,9% durante el segundo mes del presente año, una vez excluidos los efectos estacionales y de calendario.

En enero, los números fueron igualmente desastrosos: la facturación de las empresas bajó un 3,2% el primer mes respecto al mismo período del año pasado, debido principalmente al descalabro en las ventas de energía y agua (-32,7%).

PRECIOS ELÉCTRICOS EN RAQUITISMO EXTREMO

La sombra que proyectan estos números rojos no es la única que oscurece el sector. Las compañías energéticas siguen teniendo que arrastrar la losa de unos precios eléctricos de derribo, que dinamitan la rentabilidad.

El precio de la electricidad ha estado a cero euros la mitad de las horas en lo que va de abril y seguirá hundido en lo que resta de mes, según las estimaciones de grupo ASE

El precio medio de la electricidad en España este lunes fue de 1,9 euros por megavatio hora (MW/h), habiéndose registrado el valor máximo entre las 21 y 22 horas con 12,81 euros MW/h; y durante siete horas del día, entre las 11 y las 18 horas, los precios se hundieron por debajo de cero.

El precio de la electricidad ha estado a cero euros la mitad de las horas en lo que va de abril y seguirá hundido en lo que resta de mes, según las estimaciones de grupo ASE. La media del pool en lo que llevamos de abril se sitúa en 5,51 euros MW/h, el mínimo desde que hay registros para un periodo tan prolongado. Desde principios de mes hasta el 21 de abril, el valor máximo que se ha alcanzado es de 19,94 euros MW/h y el mínimo, 0,44 euros MW/h.

LA ACERTADA APUESTA DIVERSIFICADORA DE IBERDROLA

El coma profundo de los precios eléctricos está perjudicando sobremanera al sector energético, en especial a las empresas de renovables. Paradójicamente, ha sido el exceso de producción eléctrica ‘verde’, en particular la eólica, lo que ha reventado el mercado, llevando a compañías como Solaria, Solarprofit o Acciona Energía a ‘morir de éxito’. No es el caso de Iberdrola, que ha sabido virar a tiempo y escapar del remolino sin descuidar su cuota de energías limpias.

Iberdrola ha generado 10.489 gigavatios hora (GW/h) con energías renovables en España en el primer trimestre del año, lo que representa un incremento del 19,4% con respecto al mismo periodo y máximos en la última década, según los datos comunicados por la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Sin embargo, la nueva receta estratégica del gigante energético sitúa las redes por encima de las renovables en el escalafón inversor, lo que según los análisis solidifica sus cimientos financieros.

«IBERDROLA HA AceleraDO la cantidad que destinará a redes en cerca de un 35%, buscando ser selectivA en renovables y mejorando con ello el perfil de riesgo del grupo»

La firma de brokers Renta4 mantiene su recomendación de ‘sobreponderar’ el valor bursátil de Iberdrola. «Aceleran la cantidad que destinarán a redes en cerca de un 35%, buscando ser selectivos en renovables y mejorando con ello el perfil de riesgo del grupo», considera la gestora en un informe dedicado a la eléctrica.

Galán (Iberdrola) acierta con la compra de Avangrid

CIMIENTOS FÉRREOS MÁS ALLÁ DE NUESTRAS FRONTERAS

En los últimos tres años, Iberdrola ha destinado más de 33.500 millones en todas las geografías, de los cuales solo 7.600 millones fueron en España. Toda esta actividad se traduce en una colosal deuda, situada en una horquilla entre los 42.000 y los 42.500 millones de euros. Sin embargo, la compañía obtiene la financiación más barata del sector, y el gran calado de los proyectos abordados está a la altura.

Recientemente, la Administración encabezada por Joe Biden ha dado luz verde al megaproyecto de eólica marina ‘New England Wind’, que Iberdrola prevé desarrollar en aguas de Massachussets (EEUU) y podría contar con una potencia total instalada de hasta 2.000 megavatios (MW). De confirmarse esta capacidad, la empresa liderada por Ignacio Sánchez Galán llegará a los 8.000 millones de dólares (unos 7.431 millones de euros) de inversión directa en este Estado de la Unión.

El mencionado es solo uno de los muchos proyectos faraónicos que Iberdrola tiene en construcción o ya operativos en todo el globo, repartidos en áreas tan diversas como la energía solar, la eólica marina, las redes inteligentes, las plantas hidroeléctricas o los gases renovables. El grupo suministra energía a cerca de 100 millones de personas de decenas de países, tiene una plantilla de más de 42.000 empleados y dispone de unos activos superiores a los 150.000 millones de euros.

LA PROMESA BURSÁTIL DEL SECTOR ENERGÉTICO

Todos estos recursos foráneos tan duramente cultivados fructificarán en un futuro rutilante en el mercado de valores, justo donde las empresas renovables las están pasando canutas. Cada vez son más las voces autorizadas que ven un brillante porvenir bursátil para la energética, a pesar de la losa de los tipos elevados y el raquitismo de los precios eléctricos.

«Iberdrola se destaca en el Ibex-35 con un potencial de crecimiento del 26%. Esta proyección se basa en su exitosa expansión internacional, especialmente en mercados de alto valor como Estados Unidos y Latinoamérica»

 Sergio Ávila, analista senior de IG

La acción de Iberdrola se mantiene sin problemas por encima de los 11 euros, habiéndose mantenido en el mismo tono durante el último mes. MERCA2 solicitó a Sergio Ávila, analista senior de IG, que ponderase las expectativas de la compañía presidida por Ignacio Sánchez Galán en Bolsa, y su respuesta fue entusiasta: «Iberdrola se destaca en el Ibex-35 con un prometedor potencial de crecimiento, estimado en un 26%» -afirma- «Esta proyección se basa en su exitosa expansión internacional, especialmente en mercados de alto potencial como Estados Unidos y Latinoamérica».