La vacuna de Pfizer para el VRS (Abrysvo) llega a España financiada parcialmente

La vacuna Abrysvo de Pfizer frente al virus respiratorio sincitial (VRS) administrada en embarazadas para inmunizar a lactantes y a adultos mayores, ya está disponible en España, según ha informado la compañía en un encuentro con los medios de comunicación. Sin embargo, solo se ha obtenido la financiación del SNS para una indicación, que es la que se dirige a las mujeres embarazadas y que era la prioridad del Ministerio de Sanidad. El director médico de Pfizer en España, José Chaves, ha explicado que la farmacéutica aún están en conversaciones con este organismo, para conseguir la financiación en la indicación de personas mayores de 60 años.

Por el momento, Abrysvo es la primera y única vacuna autorizada que se ha diseñado y estudiado específicamente para la inmunización de embarazadas. En la actualidad, su uso está aprobado para administrar una sola dosis de la vacuna entre las semanas 24 y 36 de gestación. Además, se ha estudiado en adultos mayores de 60 años y su autorización de comercialización incluye el uso de una dosis única también en esta población (pero en este y por el momento esta alternativa la tiene que pagar el ciudadano de su bolsillo). Sobre los precios la farmacéutica no se ha pronunciado.

COMPETENCIA CON SANOFI Y GSK

De este modo, el laboratorio Pfizer entra a competir, en parte, con el tratamiento que hay autorizado en España para el abordaje del VRS en los menores de un año. Se trata de Beyfortus (nirsevimab), del laboratorio Sanofi Pasteur, y que el Ministerio ha incluido para la temporada 2023-2024. Según la ficha técnica, Beyfortus está indicado para la prevención de la enfermedad de las vías respiratorias inferiores producida por el Virus Respiratorio Sincitial en neonatos y lactantes durante su primera temporada del VRS. No es el mismo tipo de producto porque el de Sanofi se administra a los bebés y no a las embarazadas, de este modo protege a los menores de un año de desarrollar enfermedad grave por infección de virus respiratorio sincitial (VRS), al proporcionarles directamente los anticuerpos frente a este virus.

Sanofi

Por otro lado, en la página de información acerca de las pautas a seguir la para la inmunización frente al VRS del Ministerio, se indica «que para las próximas temporadas estará disponible la vacuna frente a VRS para embarazadas, que ofrecerá protección a los lactantes por el paso de anticuerpos durante el embarazo», por lo que ya tenía previsto incluir la vacuna de Pfizer.

Igualmente, recordamos que la británica GSK  compite con la estadounidense Pfizer, con su producto Arexvy, una vacuna adyuvada frente al virus respiratorio sincitial (VRS) en adultos de 50 a 59 años, incluyendo aquellos con mayor riesgo de sufrir la enfermedad del tracto respiratorio inferior (LRTD, lower respiratory tract disease, por sus siglas en inglés) causada por este mismo virus en adultos debido a  comorbilidades subyacentes. La farmacéutica británica mantiene un litigio en Estados Unidos por una supuesta violación de patente. 

ABRYSVO

Abrysvo, es una vacuna bivalente  contra la proteína F en prefusión (RSVpreF), que se debe utilizar de acuerdo con las recomendaciones oficiales. Está indicada para la protección pasiva contra las enfermedades de las vías respiratorias inferiores (ERVBI), causadas por el VRS en lactantes desde el nacimiento hasta los seis meses de edad, mediante la inmunización de las mujeres durante el embarazo. También para la inmunización activa de las personas mayores de 60 años para la prevención de las ERVBI causadas por el VRS.

Presentacion Abrysvo 2 Merca2.es

Uno de los aspectos más llamativos de esta vacuna es que confiere inmunidad a la madre que transfiere al recién nacido: «A medida que el sistema inmunológico de la gestante reacciona a la vacuna, se producen una serie de anticuerpos protectores contra el VRS. Una porción de estos anticuerpos se transmite al feto en desarrollo a través de la placenta, ofreciendo al bebé un escudo vital contra el VRS en los primeros seis meses de vida, precisamente cuando es más vulnerable», explica secretaria de la Asociación Nacional de Enfermería y Vacunas (Anenvac), Inmaculada Cuesta.  

La idea es que esta vacuna se incluya en el calendario vacunal, y este sería uno de los objetivos de Pfizer, sin embargo de momento no se ha contemplado.

INFECCIONES POR VRS

Este virus puede provocar otras enfermedades. En concreto, la bronquiolitis por VRS en el lactante es muy frecuente y de especial gravedad en el lactante menor de 6 meses. Esto es así porque su sistema inmunológico está muy inmaduro para defenderse del virus y su aparato respiratorio es muy sensible a la enfermedad. Además, la bronquiolitis en lactantes se asocia con un mayor riesgo de hiperreactividad bronquial (una especie de asma), en los 5 primeros años de vida, según ha matizado pediatra en el Centro de Salud Nazaret (Valencia) y miembro del Comité Asesor de Vacunas de la Asociación Española de Pediatría (CAV-AEP), la doctora María Garcés Sánchez.

Según estimaciones de la Organización Mundial de la Salud, el VRS supone más del 60% de las infecciones respiratorias agudas en lactantes y niños pequeños en todo el mundo.

Por otra parte, supone la principal causa de hospitalización en lactantes y, en concreto, se estima que una de cada 10 hospitalizaciones en menores de 5 años se origina por este tipo de virus.

En la actualidad, no se dispone de ningún tratamiento específico para la bronquiolitis.

En la actualidad, no se dispone de ningún tratamiento específico para la bronquiolitis. «Por tanto, disponer de una vacuna para la gestante para la prevención del VRS es una buena estrategia para proteger al bebé y evitar secuelas posteriores, como ya se ha demostrado con otras vacunas como la de la tosferina, pues se trata de una manera natural de conseguir que la madre pase a través de la placenta los anticuerpos protectores a su hijo y se evita el pinchazo al niño», añade la doctora.

Po otra parte, durante la presentación de la nueva vacuna de Pfizer, se ha recordado que el VRS es un virus respiratorio que afecta a los adultos al igual que la gripe, la neumonía o el SARS-Cov2. El profesor Ángel Gil, profesor de Medicina Preventiva y Salud Pública de la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid, aclara que puede causar enfermedad grave en los adultos, sobre todo, en los mayores de 60 años, en personas con cardiopatía crónica, EPOC, asma o inmunocomprometidos, pero también en adultos mayores sanos. Igualmente, apunta que en personas de 60 años y mayores, hay más mortalidad intrahospitalaria relacionada con casos de VRS (8% de los casos) que con casos de gripe.

Teresa Rey
Teresa Rey
Soy periodista especializada en salud y tuismo. He trabajado en medios como Estar Bien, Gaceta Médica, El Global o Pharma Market, entre otros. También en periódicos locales como Informados del Noroeste y en revistas digitales como 65ymás o Cool Lifestyle. Mis aficiones son viajar, leer, escribir, el deporte, la edición y el diseño gráfico, y por ello tengo mis propios blogs y un canal de YouTube.