Primer planteamiento de Telefónica para el ERE: 5.124 salidas potenciales para mayores de 55 años

Telefónica ha puesto las cartas sobre la mesa y ya ha destapado sus intenciones con el ERE; para la empresa el número excedente de puestos de trabajo estará en torno a los 5.100 empleos entre las 3 entidades jurídicas de la compañía (Telefónica Soluciones, Telefónica Móviles y Telefónica de España), con afectación a todos los centros de trabajo y todas la Comunidades Autónomas. Así lo han anunciado los sindicatos una vez finalizada la primera reunión para constituir las mesas de negociación del ERE planteado por la multinacional y que se ha celebrado en la mañana de este lunes 4 de diciembre.

Los trabajadores afectados serán todas aquellas personas que hayan nacido en 1968 y antes de esa fecha, es decir, que hayan cumplido 55 años a lo largo de 2023, y que cuenten con una antigüedad mínima en la empresa de 15 años de trabajo. La negociación va a continuar, como es preceptivo según la legislación vigente, a lo largo del próximo mes, por lo que la siguiente reunión para continuar con la negociación se va a producir el próximo lunes día 11 de diciembre.

Durante la constitución de las mesas de los tres ERE en las tres jurídicas de la compañía, la multinacional que preside José María Álvarez-Pallete ha entregado las memorias prescriptivas donde justifica la medida por causas objetivas de carácter productivo, organizativo y técnico. Las memorias entregadas a los sindicatos plantean que el número excedente de puestos de trabajo estará en torno a los 5.124 puestos de trabajo, repartidos por entidad con las cifras exactas. Serán 4.085 despidos en Telefónica de España, 81 salidas en Telefónica Soluciones y unos 958 en Telefónica Móviles.

La empresa ha planteado un excedente de trabajadores funcional que relaciona, principalmente, con los cambios tecnológicos, las necesidades del mercado y su elevada regulación, aunque ahora será el momento de negociar cuántas personas de este excedente puede hacerse cargo de otras labores en otras ubicaciones. Hay que tener en cuenta que en 2024 se apagará definitivamente la antigua red de cobre, iniciada hace ya casi 100 años, justo los que la empresa va a cumplir el próximo año. También la red de fibra está ya bastante extendida en nuestro país, por lo que hay labores en relación a estas tecnologías que van a dejar de realizarse.

Telefónica y Vodafone suben los precios y facilitan el robo de clientes a Digi
El presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, en el Capital Marketd Day del pasado 8 de noviembre.

TELEFÓNICA DEBERÁ ACORDAR ERE Y CONVENIO

No obstante, los representantes sindicales hacen una apreciación inicial que matiza las cifras. Según explican, tras un inicio de lectura de las memorias, consideran «importante discernir entre dos conceptos». Por un lado, la cuantificación del excedente funcional de puestos de trabajo, que suma los 5.124 puestos comunicado, y por otro, el volumen de bajas que plantea la compañía, «que aún no ha hecho público en la mesa del ERE», explican.

Para los sindicatos, claramente, «el elevado excedente funcional puede acometerse desde diversas medidas de acción, como la «recualifación» y el «cambio de actividad, a través de upskilling y/o reskilling, internalizaciones y las bajas propiamente dichas, que serán inevitablemente inferiores en número», afirman con contundencia.

Los sindicatos que están al frente de las negociaciones ya han dejado claro su posición «no habrá acuerdo en el ERE si no hay acuerdo en el convenio con el que blindar garantías y estabilidad». Además, advierten de que seguirán luchando para que la empresa tome en consideración políticas de reinternalización de funciones y de reskilling para asegurar la empleabilidad de la plantilla y moderar el impacto.

el elevado excedente funcional puede acometerse desde diversas medidas de acción, como la recualifación y el cambio de actividad, a través de upskilling y/o reskilling e internalizaciones

UGT, concretamente, ha afirmado que cumplirá con el mandato legal que «nos impone a las partes el Estatuto de los trabajadores y negociaremos de buena fe, con vistas a la consecución de un acuerdo, manteniendo los principios de diálogo y consenso que nos caracterizan».

Desde CCOO, por su parte, aseguran que el asunto que la empresa plantea y «que vamos a negociar en los próximos días, abandonando el anterior modelo de adecuación de plantilla, conocido como Plan de Suspensión Individual», debe contener las premisas de voluntariedad, universalidad, condiciones económicas y sociales y el enlace con la jubilación que la empresa, hasta ahora, siempre había procurado.

Así, aunque que la empresa plantea un «excedente funcional» ocasionado por los cambios tecnológicos, por necesidades de mercado y por otras causas, que adelantan están recogidas en la preceptiva memoria que justificara su decisión y que los representantes de los trabajadores «analizaremos minuciosamente». Afirman ser «conscientes de que los avances tecnológicos, la evolución de los mercados y la regulación de los mismos, lo que hace que la empresa continuamente tenga que afrontar nuevos retos», pero también afirman que es el momento de «poner en valor a la plantilla de Telefónica Soluciones e Informática, que se encuentra en constante estado de adaptación a todos estos desafíos por compromiso, responsabilidad y profesionalidad«.

Desde los sindicatos, UGT, CCOO y Sumados-Fetico van a «analizar toda la información entregada por la empresa, a la que daremos respuesta en la próxima reunión», que tendrá lugar justo dentro de una semana, el día 11 de diciembre.

Marian Alvarez
Marian Alvarez
Periodista con más de 30 años de experiencia, desde la Gaceta del Norte, Diario 16 Aragón, Tele 5, Localia, About.com del New York Times y Computer World. Informadora corporativa en BQ y consultora de comunicación. Ahora cuento el presente y el futuro tecnológico en Merca2.