El peor supermercado para comprar carne según la OCU

Es importante prestar atención al tipo de carne y compramos y donde. Para ello, la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) se ha encargado de hacer una lista desde el mejor supermercado hasta el peor para comprar carne analizando el porcentaje de compra de diferentes productos en un total de 18 cadenas

Uno de esos productos esenciales en nuestra diaria es la carne

Supermercados 2 Merca2.es

Se trata de un alimento que, salvo las personas que eligen una dieta vegetariana o vegana, consumimos a diario, como una fuente de proteínas y vitaminas que, además, resulta muy sabroso y apetecible. Existen de muchas clases y hay muchas formas de cocinarla, por lo que las posibilidades son casi infinitas.

Para la carne, aunque las carnicerías de barrio han sido durante muchos años la primera opción para adquirir estos alimentos, la falta de tiempo de muchas personas lleva cada vez a más clientes a optar por lo más rápido: comprarla en el mismo supermercado. Pero no todos superan el examen de la OCU con buenas calificaciones.

El peor supermercado para comprar carne. La OCU ha realizado un estudio teniendo en cuenta 18 cadenas de alimentación y el porcentaje de compra de diferentes productos, entre ellos el que nos ocupa, la carne. La cadena catalana Bonàrea es la vencedora de este estudio a tener en cuenta por los consumidores «carnívoros» y recibe de la OCU la puntuación más alta: 84 puntos. Por detrás se encuentra el Ahorramás, con 65. Las peores puntuaciones se las llevan Día, con 22 puntos por debajo de la media, y Aldi, que ocupa el segundo puesto por la cola de supermercados donde menos carne se compra.

Unas conclusiones bastante esclarecedoras ya que ponen de manifiesto que si pocas personas compran este tipo de alimento en esta cadena de supermercados, su calidad no es de las más recomendables.

Los resultados de su estudios han concluido que el supermercado en el que menos compran carne es el Dia

Supermercados 9 Merca2.es

El actual estilo de vida, en la que las horas dedicadas al trabajo ocupan buena parte de la jornada, entre el estricto horario laboral y los desplazamientos, nos dejan poco margen para seleccionar algo tan básico como los productos esenciales para nuestra alimentación. Debido a esto, muchas veces nos vemos obligados a sacrificar el poder ir a comprar cada producto a una tienda especializada por acudir a un supermercado para adquirirlos todos de una vez.

Es muy probable que ya tengas tu comercio de referencia para hacer la compra. Sin embargo, esta alerta de la OCU puede que te haga cambiar de establecimiento. Ir a la carnicería o al supermercado. Este es uno de los dilemas que tienen muchas personas cuando quieren comprar carne. Pero no el único. Si eligen la segunda opción, posteriormente habría que decidir en qué supermercado hacer la compra habitual de este manjar.

La carne es uno de esos alimentos que no puede faltar en una buena dieta equilibrada. No es recomendable abusar de su consumo pero sí introducirlo en nuestra alimentación. Escoger un producto de calidad es fundamental para llevar una dieta equilibrada y variada.

Es importante prestar atención al tipo de carne y compramos y donde. Para ello, la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) se ha encargado de hacer una lista desde el mejor supermercado hasta el peor para comprar carne analizando el porcentaje de compra de diferentes productos en un total de 18 cadenas. La OCU ha evaluado el nivel de satisfacción de alrededor de 5.000 usuarios en relación con diferentes productos, incluyendo carne, fruta, leche y pan, entre otros.

[nextpage]

Otros resultados de la encuesta de la OCU

carne congelada 10 Merca2.es

En cuanto a la pescadería, los negocios o mercados de barrio son, según la OCU, el sitio elegido por el 84% de quienes compran pescado fresco. Entre el 16% que sí acude al supermercado las mejores opiniones también lo compran en Hipercor (85 puntos), El Corte Inglés (84) y Supercor (81). Además, los más aconsejados por los clientes en este caso son Aldi, Covirán y Lidl.

Por último, la encuesta muestra que la mayoría de los usuarios (57%) acude al establecimiento entre una y dos veces por semana. Además, lo hacen en coche (un 59%, dos puntos menos que en 2021) y las mañanas y mediodías son las horas favoritas para hacer la compra. Solo un 17% acude el fin de semana y, a la hora de elegir una determinada cadena, la cercanía al hogar o el trabajo es la principal razón de peso.

La búsqueda del mejor supermercado, bajo el escrutinio público. Tras este tipo de rankings, es frecuente preguntarse que, entonces, qué supermercado se lleva la primera posición como el mejor de España. Para ello, la OCU también tiene respuesta. Su estudió se centró en la opinión de más de 5.000 consumidores, los cuales siguieron una guía que facilita el reconocimiento del nivel de satisfacción por su parte.

Y después de haber estudiado más de 33 supermercados, se ha tenido constancia de que los establecimientos que más triunfan entre los usuarios son aquellos considerados regionales.

Teniendo en cuenta factores como la proximidad, limpieza, precios o atención personal, hay 2 supermercados que parecen triunfar. Se trata de Esclat y Bonpreu. Los dos encabezan la lista con una puntuación de 84 y 84 puntos, respectivamente.

En el lado opuesto, encontramos a Spar, Condis y La Plaza del Dia. En su caso, los clientes les dieron una puntuación de satisfacción más baja: entre 69 y 71 puntos, las cuales tampoco podrían considerarse como «malas».

Algunas recomendaciones para comprar buena carne: Buscar carne de alta calidad: Elegir cortes de carne que tengan un color rojo brillante, con una textura firme y sin demasiada grasa. Conocer los diferentes cortes: Algunos cortes son mejores para asar, mientras que otros son mejores para guisos o estofados. Comprar en una tienda de confianza: busca una tienda de confianza que ofrezca carne fresca y de calidad. 

Tener en cuenta la edad de la carne: Algunas carnes, como el filete, son mejores cuando se envejecen durante varias semanas. Preguntar al carnicero: no tengas miedo de preguntar al carnicero sobre la carne que estás comprando. Pregúntales sobre la fuente de la carne, cómo se crió y cómo se debe cocinar. Leer las etiquetas: lee las etiquetas cuidadosamente para asegurarte de que la carne no contenga aditivos artificiales ni conservantes.

[/nextpage]