Marina Colunga, directora de ventas de Iberia en Latam: «Latinoamérica es un destino sexy»

La pandemia sigue extendiendo su sombra sobre las operaciones de varios sectores económicos, en particular aquellos que dependen de los viajes y del turismo. Entre estas, se encuentra la compañia Iberia que, sin embargo, se muestra bastante optimista para recuperarse de todo durante 2023. Para ello, uno de los destinos clave es Latinoamérica, como señala, la directora de ventas de Iberia para la región, Marina Colunga. 

La argentina, en una visita rápida de trabajo por Madrid, se sentó a hablar con MERCA2 en la oficina capitalina de la aerolínea. Colunga explicó la visión del continente, la importancia que tiene España, para la empresa del grupo IAG y el tipo de viajes que realiza la mayoría de los españoles a la hora de pisar América Latina.

LATINOAMÉRICA, UNA META EN SÍ MISMA PARA IBERIA

Pregunta. ¿Cuáles son los planes de Iberia en Latinoamérica en 2023?

Respuesta. Latinoamérica es una meta en sí misma. Nosotros tenemos la misión y el propósito de alimentar nuestra huella en el continente, este año cumplimos 77 años desde que Ibera conectó Europa y América Latina con la ruta entre España y Argentina. Si bien, nuestros mercados más grandes en la región son México, Argentina y Colombia. Sin embargo, atendemos 16 países en Latinoamérica además de alianzas que nos sirven para conectar con más destinos. De hecho, esperamos superar este año la capacidad que teníamos allí en 2019.

Hoy por hoy esa es nuestra apuesta: consolidar nuestras rutas y seguir capitalizando las oportunidades que aparezcan. También es cierto que vamos un poco más al tema del placer que antes porque la recuperación de los viajes de negocios ha sido más lenta. También estamos mejorando nuestras cabinas premium. Apostamos por subir nuestro valor y no por ser una aerolínea low cost.

Pregunta. ¿Las conexiones internas en Latinoamérica están en los planes de Iberia?

Respuesta. Eso lo hacemos con nuestros aliados, nuestra apuesta es conectar España con Latinoamérica y viceversa. No tenemos esta opción contemplada»

P. ¿Cómo se puede convencer a un turista español de ir a Latinoamérica cuando las noticias que llegan aquí son tan caóticas?

R. Hay distintos perfiles de viajero y distintos motivos para viajar. Hemos notado que quienes viajan por turismo no están tan preocupados por este tipo de noticias. De hecho, les puede parecer una buena noticia que sus euros en esos países pueden parecer una ventaja. Además, tenemos acuerdos institucionales para generar demanda desde España hacia destinos como Brasil, Colombia o Argentina.  Sabemos que en el continente puede haber grandes problemas y dificultades.

De todos modos, consideramos que el panorama es positivo y de crecimiento como destino en los próximos años. En este punto, hay un flujo importante de latinoamericanos que viajan a Europa y usan Madrid como puerto de entrada. España, Italia y el Reino Unido son destinos clave para los latinoamericanos que pueden viajar y que pueden asumir el gasto.

P. ¿Cómo pueden atraer a los españoles a destinos tan distintos como Argentina, Colombia y México?

R. Una de las riquezas que tenemos como región es la diversidad. Es México y Argentina y todo lo que hay en el medio desde las playas del Caribe, pasando por el Amazonas y las ruinas de Machu Pichu. Nosotros nos sumamos a los mensajes que promociona cada destino en España a través de Iberia, pero también nos interesa el negocio corporativo. Por eso, también promocionamos nuestros nuevos aviones, nuestras cabinas premium,. Estas no son las de ‘Business’, pero tampoco las de clase turista. Tienen un precio intermedio y son importantes en vuelos tan largos».

P. ¿Los viajes de negocios se están recuperando o se los comió Zoom?

R. Lo cierto es que el primer trimestre del año pasado es complicado de medir a causa de Omnicron. No obstante, hay un indicador de crecimiento en el área los otros trimestres y que se mantiene en este principio de año. Yo no tengo ninguna razón para pensar que esto va a cambiar, todo indica que lo vamos a recuperar, pero tenemos dudas de si lo recuperaremos al 100% o si habrá cierto cambio en el tipo de viajes que van para Latinoamérica, que recuperemos lo que perdimos en el sector corporativo se mantenga en temas de turismo o individuales. Si no pasa nada extraordinario, deberíamos terminar este año en datos de 2019.

P. Además de reforzar los mercados clave, ¿hay alguno nuevo que quieren mejorar?

R. Para el inicio del verano en Latinoamérica esperamos tener más frecuencias en Perú. De momento tenemos una frecuencia de un vuelo diario, pero esperamos llevarlo a tres destinos, mientras que la situación se calme. La idea es que lleguemos a tres vuelos diarios a Lima.

P. ¿Es complicado vender un vuelo de 12 horas y que es más caro que un viaje dentro de Europa?

R. En nuestra experiencia, el europeo que va a Latinoamérica tiene un viaje distinto. En Europa muchas veces se viaja sin planearlo, con menor presupuesto. Los viajes intercontinentales suelen ser mucho más planeados y pasa lo mismo con los latinoamericanos, que es muy raro que vengan a pasar solo tres días en Europa. Esa es la principal diferencia con un viaje doméstico. Estos suelen ser más cortos, y se plan de modo más corto.

Además, se suman los viajes para ver familiares, que es un componente importante para los viajes intercontinentales, lo que mencionamos como ‘visitantes, amigos y familiares’. Si bien, hay una propuesta de valor que tenemos en Latinoamérica. Es un destino sexy, y que puede ser muy atractivo para un europeo, ya sea por el lado cultural por las ruinas de México y Perú, por los viñedos de Argentina y Chile y por todo el Caribe. Son inversiones de gente que creo ve la vida distinta después de la pandemia y que quieren descubrir algo nuevo.