sábado, 26 noviembre 2022 12:59

Orange a contracorriente: el 90% de la plantilla mantiene el teletrabajo

Mientras el teletrabajo pierde fuerza a nivel general, en algunas empresas se mantiene el impulso. Uno de los sectores donde más cabida han tenido este tipo de labores a distancia, por sus propias características, ha sido el tecnológico y las telecomunicaciones. En este sentido, Orange señaló a Merca2 que un 90% de su plantilla laboral realiza algún tipo de trabajo a distancia.

«Con la vuelta a la normalidad, Orange ha establecido un modelo de teletrabajo más amplio al que ya se tenía antes de la pandemia, en el que los empleados pueden teletrabajar dos días por semana desde el pasado marzo», dice la compañía.

La operadora resalta que el esquema sigue caracterizado por su flexibilidad, al complementar una banda de horarios de entrada y salida con la posibilidad de teletrabajar parte de la jornada por las tardes, en lugar de los dos días completos por semana.

De acuerdo a Orange, adicionalmente los empleados pueden solicitar hasta 10 días de teletrabajo adicionales al año y distribuirlos de la forma en que deseen.

MODELOS FLEXIBLES

«Nuestro modelo de teletrabajo es bastante flexible y permite a los empleados encontrar el modelo que mejor se adapta a sus necesidades. Esto ha permitido que más del 90% de los empleados esté realizando ya algún tipo de teletrabajo planificado», indicó la compañía.

«Nuestro modelo de teletrabajo es bastante flexible y permite a los empleados encontrar el
modelo que mejor se adapta a sus necesidades».

El resultado va a contramarcha de lo que ocurre en España. Según los datos presentados la semana pasada en una encuesta de la empresa Infojobs, solo un 21% de la población activa teletrabajaba, un dato que representa un retroceso con respecto al resultado registrado en febrero de 2021, cuando la proporción era de 31%.

Según los consultados para ese estudio, solo el 7% dijo tener un empleo 100% remoto, mientras que el resto señaló que en sus casos el trabajo a distancia se basaba en un régimen híbrido, con asistencias presenciales algunos días a la semana, que solían ser de tres a cuatro días de trabajo, y el resto de la semana desde casa.

«En Orange creemos que el teletrabajo puede contribuir a que nuestros empleados/as desarrollen su actividad mediante un esquema de trabajo flexible que fomente la conciliación laboral y familiar», indica la compañía a Merca2.

La empresa señala que, cuando se declaró la pandemia en marzo de 2020, la adaptación de sus trabajadores hacia el teletrabajo fue menos traumática porque desde antes de la crisis sanitaria contaban con esquemas de trabajo a distancia. Por ello, ante la llegada de la COVID-19, los equipos de Orange lograron adaptarse a esa modalidad en un 100%, indica la compañía.

NECESIDADES COMPLEMENTARIAS

En este sentido, el objetivo que la operadora dice perseguir es el logro del equilibrio entre las necesidades e intereses de las personas trabajadoras y las de la empresa, «creando un marco de confianza mutua que redunde en una mayor motivación profesional y productividad. Asimismo, no nos olvidamos de la importancia del teletrabajo para la captación de talento», añade.

El de las telecomunicaciones ha sido uno de los sectores que mejor ha llevado el tema del teletrabajo, con ofertas laborales que siguen destacando entre uno de sus beneficios las labores a distancia. La mayor parte de las vacantes laborales con opción de teletrabajo son del sector de informática y telecomunicaciones, con un 61% de las ofertas. Le siguen a la distancia el sector comercial y de ventas, con el 37% y el de marketing y comunicación con un 31%, según los datos de la más reciente encuesta realizada por la firma InfoJobs.

«El de las telecomunicaciones ha sido uno de los sectores que mejor ha llevado el tema del teletrabajo, con ofertas laborales que siguen destacando, entre uno de sus beneficios, las labores a distancia»

Orange, que destaca haber llegado al teletrabajo antes de que la pandemia de la COVID-19 fuera declarada, dice que las labores a distancia han traído consigo una nueva forma de trabajo: el modelo híbrido. Y esto es algo que están implantando para poder volver hacia la normalidad, pero ofreciendo alternativas que le permitan retener el talento en una actividad que no está reñida con trabajar en remoto.

UN ESQUEMA HÍBRIDO

«Los equipos combinan la presencialidad y el entorno virtual, y en Orange siempre hemos pensado que, para sacarle el máximo partido a esta nueva forma de trabajo, era necesario profundizar en ella y no solo contar con un buen esquema de teletrabajo», indica la empresa de telecomunicaciones.

Con ese objetivo, han avanzado con un programa enfocado en esa versión laboral mixta -que han denominado ‘Enchúfate al trabajo híbrido 3.0’ para acompañar a su plantilla de trabajadores en el proceso de adaptación.

Para lograrlo, han definido tres ejes: la formación, el manejo de las herramientas digitales y otro más sobre prácticas saludables para el trabajo a distancia, incluyendo la desconexión digital.


- Publicidad -