viernes, 19 agosto 2022 10:26

Las exigencias del Gobierno para ahorrar el 7% de gas

Hasta ahora eran medidas conocidas con antelación sin más detalle, pero desde el lunes ya son una realidad, tras dar el Consejo de Ministros la luz verde al decreto ley para el ahorro y eficiencia energética. Las exigencias tienen como objetivo reducir el consumo de energía pero también cumplir con el compromiso adquirido con la Unión Europea de ahorrar el 7% de gas, la mitad de lo que muchos países tendrán que afrontar.

El paquete de medidas urgentes tienen como objetivo reducir el consumo de energía en edificios administrativos, comerciales y públicos. También hay un proyecto de ley aplicable al transporte de mercancía por carretera, la cadena alimentaria y el transporte ferroviario y aéreo. Veamos en qué consisten estas novedades que se suponen de obligado cumplimiento.

LAS MEDIDAS ENERGÉTICAS DEL GOBIERNO PARA AHORRAR GAS

La primera medida y más polémica, que han copado las tertulias tanto en los medios de comunicación, como en la calle, ha sido la limitación de los termostatos: se exige un máximo de 19 grados en invierno y un mínimo de 27 grados en verano, es decir, para aplicar desde ya, concretamente con una semana de “gracia”. Hablamos de edificios administrativos, espacios comerciales, estaciones de autobús, tren y aeropuertos, entre otros, permaneciendo en vigor hasta el 1 de noviembre de 2023.

Asimismo, una vez más los comercios, como ya pasó con la pandemia, tendrán que acabar gastando, porque será obligatorio también disponer antes del 30 de septiembre de cierres automáticos en las puertas de acceso. Sin embargo, contrario a lo que muchos comerciantes suponían de tener que invertir una gran cantidad de dinero en una puerta automática, basta con un elemento o muelle que cierra cualquier puerta normal, que supone un gasto mínimo.

ahorro energético gas

MÁS EXIGENCIAS ENERGÉTICAS Y LUMÍNICAS

También ha habido quejas por otras medidas como la obligatoriedad de apagar las luces de los escaparates a partir de las 22:00 horas y la iluminación de los espacios públicos cuando no estén en uso, también de aquí al 1 de noviembre de 2023. Pero eso no es todo, porque hay un componente de vigilancia y fiscalización por parte del consumidor, ya que se conmina también a los comercios a exhibir carteles o pantallas informativas que demuestren que se aplican bien los límites del termostato y saber así qué temperatura hay.

Aquí surge una curiosidad que señalaba el experto en energía Jorge Morales de Labra en sus apariciones televisivas: y es que en realidad hace años que estas medidas de control de termostatos existen, solo que había un margen de un grado más para la calefacción y dos menos para la refrigeración. También ponía el énfasis precisamente en que casi nadie emplea esos avisos o pantallas que igualmente se recomendaba, para ese control de la temperatura.

En cuanto a las medidas de reducción lumínica, señalaba que en comparación con la de regulación de temperatura, supone un mínimo impacto en el ahorro, sobre todo porque la mayoría de comercios utilizan luces LED para no gastar mucho exhibiendo sus escaparates y tiendas iluminadas durante toda la noche.

QUÉ HACER EN TU CASA PARA EL AHORRO DE GAS

En cuanto a los domicilios, hay una medida que supondrá poco quebradero de cabeza en los hogares, y es adelantar la inspección de eficiencia energética si no realizaste una después del 1 de enero de 2021. Habrá que hacerla antes de que finalice el año. También se acepta el cambio de modalidad del autoconsumo cada cuatro meses y se establece un nuevo mecanismo en el caso de que una nueva instalación con derecho a compensación de los excedentes tarde más de dos meses en regularizarse.

Pero más allá de las exigencias o recomendaciones (veremos si esto puede tener un control y conllevar una sanción y si luego es legal o no según los tribunales), el Ejecutivo incluye una serie de peticiones para que el ciudadano contribuya a ese ahorro energético y alcanzar así la cuota del 7% que exige Europa. Por ejemplo, realizando rutinas que por otro lado ya muchos hacen para minimizar su factura de la luz o del gas: abrir las ventanas por la noche para refrigerar la casa, apagar los aparatos eléctricos que se quedan en ‘stand by’ (se calcula que se ahorraría así un 8% de la energía que se gasta en España) y por supuesto solo tener encendidas las luces que necesitamos.

¿OBLIGADO O VOLUNTARIO?

Es la pregunta que se hacen muchos ciudadanos, propietarios de comercios o empresarios. Pues, aunque decreto ley y a diferencia de otros países europeos, el Gobierno se plantea que sea algo voluntario y no obligatorio, al menos hasta ver el resultado de estas medidas y si se cumplen mayoritariamente, pero tras la ya famosa frase en Twitter de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, de “Madrid no se apaga”, y su rebeldía al respecto, se ha dejado claro que las medidas serán de obligado cumplimiento.

El Gobierno también insiste en que nuestra situación no es la de algunos países europeos, donde si habrá incluso cortes de suministro o un consumo racionado, sobre todo si hubiera cortes de suministro de Rusia que dan por hecho que cortará el suministro de gas entre un 80% y 100%, algo que la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, señala que puede ocurrir “en cualquier momento”. Por ahora, Gazprom ha reducido solo al 20% de capacidad el que llega a Alemania por el gasoducto Nord Stream 1.


- Publicidad -