sábado, 2 julio 2022 0:09

San Saru se consolida como una de las mejores firmas de joyas a nivel internacional

A pesar de las enormes complicaciones traídas por la pandemia, que han azotado a prácticamente todos los sectores, hay empresas que han logrado cerrar los últimos años en una constante senda de crecimiento. La firma de joyas San Saru es la prueba fehaciente de ello. Esta compañía ha cerrado 2021 con unos resultados por encima de los previstos, con un crecimiento más que considerable que le ha ayudado a asentarse como una de las firmas de joyería internacionales más contundentes.

Para ello, ha seguido una estrategia que ha girado en torno a tres claves: fomentar el uso de los canales digitales, apostar por medidas más sostenibles y, por supuesto, renovar su catálogo con nuevas propuestas de interés para sus consumidores. Así, con esfuerzo y perseverancia, ha cerrado un 2021 con un balance más que positivo, y prevé seguir manteniendo esa senda.

¿Cuáles han sido las claves del crecimiento de San Saru a nivel internacional?

San Saru ha conseguido establecerse como un referente gracias a un crecimiento inusitado, uno que ha superado incluso sus expectativas. ¿Cómo lo ha hecho? Ya hemos hablado de sus pilares, pero ahora vamos a ahondar en las cifras y los métodos que le han permitido cerrar 2021 de una forma tan optimista a esta firma de joyería.

Fortalecimiento de perfiles en redes sociales

Desde 2020 hasta cerrar 2021, la comunidad de seguidores de San Saru ha crecido casi en 300.000. El crecimiento registrado ha sido del 37,47% en RRSS en comparación con 2020, alcanzando un total que supera 1.300.000 personas que quieren estar al día de toda la actualidad de esta firma. Sus dos brazos más fuertes están en Instagram y Facebook, con 663.791 y 468.001 seguidores respectivamente.

Dos redes sociales en las que la fotografía debe ir acompañada de un copy excepcional para generar buenos resultados. A través de una buena estrategia de contenidos e interacciones, han logrado aumentar su alcance enormemente incluso en redes mucho más jóvenes como TikTok. Aquí, el crecimiento ha sido del 8674,60%, alcanzando un total de 175.492 seguidores en tan solo un año.

Buenos datos que demuestran que han sabido acertar con el público que buscan a nivel de mensaje, productos y contenidos. El crecimiento se ha trasladado a todos sus perfiles sociales, no solo a los mencionados. En Pinterest, Twitter, LinkedIn, YouTube y hasta Telegram también han crecido notablemente este año, con tasas de hasta el 105% de aumento.

Superación de previsiones

El gran efecto de la estrategia de San Saru ha llevado a una superación de previsiones, y eso mismo ha hecho que aumente el interés por la marca. ¿A quién no le interesa saber sobre una compañía que ha logrado crecer como nunca en tiempos tan complicados? Los datos de esta firma de joyería hablan por sí solos. Esperaban un incremento total en 2021 del 21,30%. ¿Qué han conseguido? Un aumento del 32,68%.

Los datos son muy parecidos si hablamos de volumen de pedidos y de facturación. El incremento en el número de pedidos en 2021 con respecto a 2020 ha sido del 32,74%. Por otra parte, el de la facturación ha sido de un 32,48%. Todo esto también se ha debido a su mayor expansión a nivel internacional, que les ha propiciado un mejor acercamiento a nuevas audiencias en diferentes países.

Catálogo con constantes novedades

Pâra poder mantener a la audiencia interesada y para crecer, además de buscar nuevos frentes, también hay que ampliar el catálogo. De lo contrario, puede transmitirse la sensación de que haya falta de capacidad para innovar o para sorprender al público. San Saru lo ha demostrado muy bien con nuevas propuestas como sus joyeros de viaje o los Body Chains.

Los últimos son productos que están arrasando en las tendencias, y donde la firma ha dejado su toque con propuestas en plata y otros materiales, ideales para jugar con blusas, tops o incluso bikinis, sobre todo en verano. Por otra parte, su nueva colección de joyas para viajar ha encajado perfectamente con el creciente deseo de los viajeros por hacer turismo tras la pandemia. Una oportunidad de negocio que han sabido aprovechar.

Una mejor filosofía ambiental

Cuidar el planeta es vital, y San Saru lleva ya varios años velando por ello a la hora de trabajar. Apuestan por un packaging totalmente sostenible y hecho principalmente por cartón Kraft o madera de plantaciones controladas. Por otra parte, han cambiado las tradicionales bolsitas de organza por otras de algodón que no son para nada igual de dañinas.

Son pequeños gestos que muestran una filosofía mucho más responsable con el medio ambiente, un vuelco mayor por querer ofrecer al mundo soluciones que sigan llevando la excelencia, la calidad y la elegancia por bandera, pero sin renunciar al cuidado del planeta que nos rodea. Lo mejor es que han conseguido que el público lo sepa, y eso ha reforzado la imagen de marca considerablemente.


- Publicidad -