domingo, 16 enero 2022 11:37

Nuevos retos en educación: la sostenibilidad irrumpe en las aulas

Los gestores de un planeta que se dirige hacia la neutralidad climática, prevista para 2050 según el Pacto Verde Europeo, serán los ciudadanos que habiten en ese mundo más sostenible, aquellos que vivan, disfruten y trabajen en él. En plena transición hacia un estilo de vida libre de emisiones, niños y jóvenes están llamados a entender y aplicar la gestión responsable en todas sus acciones, desde pequeños.

Según recoge el Informe Juventud en España 2020 elaborado por el INJUVE, al 76% de los jóvenes encuestados -de entre 14 y 29 años- le preocupa el medio ambiente, la contaminación o el tratamiento de residuos. De hecho, el mismo estudio señala que para el 47% el cambio climático es el problema más importante de este país.

En la misma línea, el Consejo de Ministros tramitó, el pasado 4 de agosto, el Plan de Educación Ambiental para la Sostenibilidad (PAEAS), con líneas estratégicas en la educación ambiental y sostenible para los próximos cinco años. Uno de sus ejes es la integración de la sostenibilidad en el sistema formativo.

La educación juega un papel clave en la concienciación y compromiso con la sostenibilidad

Para contribuir a este objetivo, expertos en Energía y Educación suman esfuerzos para aterrizar las claves del reto energético y climático en las aulas. Se trata de trasladar los conceptos y desafíos ambientales de forma didáctica e interactiva a los escolares, para que crezcan y se desarrollen asumiendo un papel activo desde el punto de vista ambiental, tanto en el presente y como en el futuro.

A través de la plataforma digital Zinkers de Fundación Repsol los alumnos y docentes de Primaria y Secundaria tienen a su disposición de manera gratuita diferentes recursos educativos sobre energía, cambio climático, calidad del aire, movilidad y Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

«Creo que el aprendizaje es profundo y significativo, pero sinceramente creo que la mayor labor de este proyecto es la de fomentar el espíritu crítico en los chavales: ha sido una maravilla ver cómo iban tomando conciencia y trabajando para mejorar las cosas», explica Daniel Rucandio, profesor del Colegio Menesianos San José de Reinosa (Cantabria).

En este contexto, este espacio educativo digital propone “un modelo que coloca a los alumnos en el centro de la toma de decisiones, que genera autonomía y aprendizajes significativos que les dejan impronta», afirma Juan Núñez, pedagogo especializado en innovación y transformación educativa y uno de los asesores pedagógicos de Fundación Repsol.

EDUCAR EN LOS ODS

La gran novedad de este curso escolar es el lanzamiento del programa educativo Zinkers Primaria, una herramienta para ayudar al docente a implantar el nuevo eje transversal sobre Transición Ecológica y Agenda 2030 para esta etapa educativa, incluido en la nueva Ley de Educación (LOMLOE).

Sus más de 60 contenidos curriculares disponibles permiten a los alumnos aprender del pasado para entender el presente y ayudar a construir un futuro más sostenible, a través de los viajes en el tiempo observarán los diferentes tipos de energía que ha tenido la humanidad a lo largo de la historia, con el objetivo de que con sus acciones ayuden a cumplir objetivos ambientales marcados en la Agenda 2030.

Por su parte, Zinkers Secundaria ofrece un formato dinámico e interactivo para que los docentes aborden con sus alumnos aspectos clave para el futuro como los retos de la energía, las diferencias entre cambio climático y calidad del aire o la movilidad sostenible. El programa está estructurado en cinco capítulos guiados por Álex, una joven estudiante universitaria que requiere de la colaboración de los alumnos para cumplir una serie de retos relacionados con dos de los Objetivos de Desarrollo Sostenible marcados por la Organización de las Naciones Unidas en el marco de la Agenda 2030: Energía asequible (ODS7) y Acción por el clima (ODS13). Al final del programa, los participantes deben exponer sus conclusiones y elaborar un manifiesto en grupo, contribuyendo a impulsar su espíritu crítico y haciéndoles partícipes de los desafíos de futuro.

Fundación Repsol Zinkers combina contenidos y actividades digitales con dinámicas de grupo en el aula, además de emplear una narrativa inmersiva en la que los alumnos se convierten en protagonistas de su aprendizaje. Cada programa está adaptado al currículo escolar correspondiente y se puede trabajar de manera flexible, en función de las necesidades del aula y desde diferentes asignaturas de ciencias como Física y Química, Matemáticas, Tecnología o Biología y Geología, y de forma complementaria con asignaturas como Lengua Castellana, Artes Plásticas y Visuales y Valores Sociales y Cívicos.

“Es maravilloso ver las dinámicas que se establecen entre los alumnos y cómo ellos se van concienciando sobre el respeto, el cuidado y el mantenimiento del planeta. Es una gran satisfacción para los docentes ver el resultado final”, afirma Arancha Carrillo, profesora del Colegio Alameda de Osuna (Madrid)

La plataforma educativa se adapta perfectamente a los contenidos escolares, resulta muy intuitiva, fácil de comprender y de poner en práctica, lo que ayuda a interiorizar sin esfuerzo y de forma natural unos valores ambientales que acompañarán a los estudiantes más allá de las aulas, durante su vida adulta. Este objetivo se consigue mediante un modelo donde los alumnos son protagonistas de su aprendizaje, rompiendo con la rutina diaria de clase y la dinámica educativa cotidiana.

Aunque los objetivos ambientales y climáticos se enmarcan en el futuro, su éxito se construye día a día, en un presente en el que la educación juega un papel clave en la concienciación y compromiso con la sostenibilidad.


- Publicidad -