domingo, 24 octubre 2021 7:05

Antonio Reguilón (D.O. Madrid): “Por las inclemencias hemos perdido el 50% de lo que se recogía”

Tras un año complicado debido a la pandemia, el sector vinícola comienza a ver el futuro con optimismo. Es por eso que desde MERCA2 hemos querido acercarnos al sector para hablar sobre esta campaña y las previsiones de venta para lo que queda de año. Para ello, los presidentes y directores generales de las diferentes denominaciones de origen se han sentado a conversar con nosotros.

En esta entrega de ‘Entre uvas’ nos quedamos en el centro del país para hablar con Antonio Reguilón, presidente de la D.O. Madrid. La denominación cuenta con 8.528 hectáreas de viñedo inscrito, repartidas en 12.387 parcelas y con 3.038 viticultores que las cultivan. A pesar de que Madrid, por su urbanismo, pueda resultar un lugar complicado para la actividad vinícola, nada tiene que ver con su realidad. Aún ocupa buena parte del terreno y muchas familias viven de ella.

El presidente de la denominación nos afirma que «la vendimia está siendo irregular. En algunas zonas está siendo muy buena y en otras más flojas por los fenómenos que ha habido durante el año, como han sido Filomena, heladas en la época primaveral… Todo esto ha hecho que en algunas zonas se haya perdido aproximadamente un 40 o 50% de lo que normalmente se recogía».

Sin embargo, a pesar de esta irregularidad, Reguilón destaca que la uva está siendo de una calidad excepcional. «Sobre todo las zonas de San Martín o Navalcarnero. Lo que nos dicen las bodegas que ya están elaborando y se encuentran en pleno proceso de fermentación, como por ejemplo San Martín, es que la uva, sobre todo la garnacha, tiene una calidad excepcional. Por lo tanto, esperamos que sean unos vinos excelentes para los próximos años».

«Las bodegas se tienen que poner las pila, es el momento más importante de nuestra historia»

VENTAS Y EXPORTACIONES DE LA D.O. MADRID

Según ha expuesto el presidente de la D.O. Madrid, prevén recoger un poco menos de 100 millones de kilos de uva. En referencia a las ventas nacionales, desde la denominación se muestran optimistas sobre los beneficios que pueden cosechar de cara a la campaña de Navidad.

«Ahora viene la época más potente, más fuerte, que es la que se aproxima a las navidades. Siempre es cuando mayores números de ventas se hacen en Madrid. También tenemos que ver que ahora mismo la hostelería. Desde los restaurantes me dicen que esto es como una bomba a presión, que Madrid está deseando reventar y eso se va a notar muchísimo, estoy convencido, en las ventas», apunta Reguilón.

Además, señala que las bodegas deben esforzarse aún más para poder crecer. «Yo creo que ahora mismo es el momento en el que las bodegas se tienen que poner más que nunca las pilas para estar en la calle, para estar con los vinos. Hay que hacerlo por la posición que ocupamos, por la percepción que tienen los madrileños de la calidad de los vinos de Madrid. Es el momento más importante de nuestra historia, lo que va a ser ahora, la evolución que va a haber en las ventas de vino de Madrid. Evidentemente, el verano ha sido muy flojo y en cambio ahora se está notando que hay una animación general de consumir, de ir a los restaurantes, de comprar vino… La perspectiva es muy optimista», explica.

Sin embargo, las ventas internacionales, al contrario que a otras denominaciones, tampoco fueron muy buenas. «Las exportaciones han sido exactamente que el mercado nacional, ya están empezando a repuntar. Tenemos que tener en cuenta que antes hemos tenido la administración Trump que nos fijó unos aranceles que han paralizado bastante la salida del vino de Madrid hacia EE.UU. Tampoco podemos olvidarnos de la pandemia que ha paralizado el mercado internacional en muchos sentidos. Estamos hablando de unas exportaciones en Madrid alrededor del 20% y esperamos que con la recuperación nos acerquemos al 30%, que es lo que la denominación de origen siempre ha exportado», concluye el máximo director de la D.O. Madrid.


- Publicidad -