domingo, 24 octubre 2021 7:06

El agua, el petróleo del futuro

En esta nueva entrega de ‘Cata a ciegas’, Jonatan Armengol ha vuelto a salir de las instalaciones de MERCA2 y no lo ha hecho solo. Lo ha acompañado Cristina Infante, experta catadora de aguas. Tanto es así, que fue la primera persona que se atrevió a montar una empresa importadora de este bien. No desvelo ningún misterio cuando digo que la cata de esta semana será sobre agua.

Lo primero que nuestro crítico de cabecera nos señala es que no todas las aguas son iguales. «Depende de donde compréis el agua y de la marca que probéis, tendrá un sabor, una textura y una forma diferente». Además, señala que se puede beber agua del grifo en cualquier lugar de España, aunque el sabor cambie.

El agua es uno de los bienes más importantes del mundo. Tanto es así que ya se le denomina el petróleo del futuro. Es por eso que muchas compañías comercian con ella. Según Jonatan, es muy rentable ya que no tienes que fabricar nada, tan solo envasar un líquido que ya existe.

«Todas las aguas son distintas. Tienen memoria, son diferentes, tienen diferentes componentes. No es lo mismo un agua mineral natural que aguas del grifo», señala Cristina. La experta da un paso más allá y se atreve a decir que el agua de Madrid no le gusta y que prefiere el agua mineral.

«Hay que ver la de cosas que se pueden sacar del agua»

CATA DE AGUAS

Una vez ha comenzado la cata, parece que ambos críticos se han puesto de acuerdo. Ambos coinciden en que la primera agua que han probado era muy gruesa, pesada en boca y casi sin olor. «Parece agua del grifo», ha añadido Cristina. Está claro que nos estas opiniones esta marca ha obtenido un suspenso.

Sobre la segunda agua catada, consideran que es un agua mucho más fina, más dulce, con una mineralización más baja, es más salina. «Hay que ver la de cosas que se pueden sacar del agua», exclama Jonatan. En este momento, ambos han recordado cuando el consumo de aguas exóticas estaba más de moda y se pedía junto a la carta de vinos, la de aguas.

A la siguiente agua le ha pasado eso de a la tercera va la vencida. Esta ha sido el líquido mejor valorado de la cata. Tanto Jonatan como Cristina han considerado que esta es la mejor agua, más dulce, no sabe a casi nada, algo que se le pide a un agua. «Es un agua que acompañaría muy bien a cualquier comida», afirma el único crítico gastronómico de España.

Quién iba a decir que un agua puede dar asco. Pues eso ha pasado con esta cuarta cata. Lo único que le han destacado es que al menos hidrata, porque su sabor ha sido completamente terrorífico. Ni que decir tiene que está más que suspensa para nuestros dos especialistas.

Después de este mal rato, con la siguiente hemos vuelto a aprender muchos aspectos del agua. Esta en concreto es mucho más mineral, secante en boca, con un punto salino equilibrado y acaba con un punto dulce. «No te llena la boca, no es redonda», destaca Infante.

No pueden decir que hayan acabado la cata con un buen sabor de boca. Esta última agua es muy dulce, con un mal sabor final, sabe a plástico, con un toque amargo.

Si quieres saber cuál es la mejor y peor agua del mercado según Jonatan Armengol y Cristina Infante, puedes ver aquí el vídeo. Además, si esperas hasta el final, nuestro crítico gastronómico te explicará qué ocurre cuando dejas un vaso de agua toda la noche en la mesilla.


- Publicidad -