miércoles, 23 junio 2021 17:14

Grifols inicia el cumplimiento de su programa medioambiental con la firma de su primer PPA

Grifols comienza a cumplir con su programa medioambiental con la firma de su primer contrato de compra de energía de origen renovable, conocidos como PPAs. La empresa catalana dirigida por la familia Grifols se había fijado como objetivos la compra anual de 50 millones de kWh de energía eléctrica renovable. Este jueves ha firmado el primer acuerdo con RWE Renewables por 10 años y un suministro de 10 MW desde la planta de Badajoz.

RWE Renovables está desarrollando este proyecto, con una capacidad de hasta 11 MW, según ha anunciado este pasado mes de marzo. La compra se realizará mediante estos contratos avalados por el Estado, es decir, que en caso de que la empresa no pudiera hacer frente al coste, sería el Estado quien abonaría la factura. Grifols abastecerá así a su planta de Barcelona.

EL PPA SE DESTINARÁ A SU PLANTA DE BARCELONA

Esta capacidad supone el 28% de las necesidades de electricidad de Grifols en España. Según el plan estratégico 2018-2022, la firma se comprometía a la compra anual de 50 millones de kWh de energía eléctrica renovable. Todo ello mediante los mencionados PPAs y compra de energía con certificados de garantía de origen renovable.

De esta forma y a partir del primer semestre de 2022, Grifols será el único cliente de esta nueva planta fotovoltaica de 21 hectáreas. En total, este suministro de energía equivale al consumo de 21.000 familias durante un año.

Este es el primer PPAs, pero habrá más. Según la compañía, este contrato junto a otros sobre energía verde contribuirán a cubrir los compromisos de sostenibilidad de Grifols para 2030. Se trata de unos compromisos fijados para reducir las emisiones y fabricar la producción de la forma más sostenible posible. De hecho, el principal requisito es la compra de energía renovable para reducir las emisiones de CO2 a la atmósfera.

RWE TERMINARÁ DE CONSTRUIR LA PLANTA EN 2022

La empresa no desvela el beneficio que obtiene con estos PPAs, ni tampoco el por qué ha contratado a RWE Renewables. Sin embargo, tanto una como otra son punteras en sus sectores. La primera, líder de hemoderivados; la segunda, una de las principales firmas de renovables del mundo.

Se trata de la planta de Las Vaguadas, muy cerca de la ciudad de Badajoz, que tiene una capacidad de hasta 11 MW. De esta forma, se ahorra la emisión de 7.600 toneladas de CO2 a la atmósfera. Hasta su entrada en funcionamiento, Grifols cumple con su objetivo de electricidad con la compra de energía renovable mediante Certificados de Energía Renovable (REC) a RWE.

La sociedad catalana pronostica nuevas compras a través de PPAs, que permite abonar la factura de la luz de forma lineal, sin depender de los sobresaltos en el sistema eléctrico. Asimismo, también tiene previsto firmar este tipo de acuerdos en Estados Unidos, a medida que la compañía vaya modificando el uso de la energía para alcanzar sus compromisos de sostenibilidad para 2030.

COMIENZAN A CUMPLIR CON LOS OBJETIVOS DE LA AGENDA 2030

Entre estos objetivos, se acordó consumir al menos el 70% la energía eléctrica de fuentes renovables, reducir las emisiones de gases de efecto invernadero por unidad de producción en un 40% y aumentar la eficiencia energética por unidad de producción en un 15%.

En su plan 2018-2022, Grifols se comprometió a construir dos plantas fotovoltaicas en las instalaciones de la división Hospital en Murcia (España), con el objetivo de reducir en 98 toneladas métricas anuales sus emisiones de CO2. Asimismo, se comprometió a construir dos plantas fotovoltaicas de 100 kW y 150 kW que producirán 350.000 kWh anuales. Además, de la compra anual de 18 millones de KWh de energía renovable a través de PPAs para su planta de Barcelona. El objetivo era la reducción de 6.300 toneladas métricas anuales de emisiones de CO2.

Además, se comprometió a comprar 50 millones de kWh anuales de energía eléctrica renovable
en diferentes plantas de EE.UU. y Europa. El objetivo total es reducir en 17.000 toneladas métricas anuales de emisiones de CO2.

Con este contrato, Grifols reduce de forma significativa su huella medioambiental, como una manera de crecer de forma sostenible. “Con este acuerdo, estamos demostrando nuestras amplias capacidades como compañía líder en energías renovables integradas, que van desde la realización de proyectos y operaciones hasta la comercialización”, ha afirmado Tom Glover, Director Comercial de RWE Renewables.

Grifols ha sido reconocida por su compromiso por la eficiencia energética y por el medioambiente como una de las empresas más sostenibles del mundo. Muestra de ello, es su inclusión en el prestigioso Dow Jones Sustainability Index Europe y en el Euronext Vigeo, el informe S&P Global Ratings, así como los índices FTSE4Good.


- Publicidad -