viernes, 14 mayo 2021 6:35

Los candidatos políticos prometen medidas para incentivar las viviendas de alquiler asequible

Este martes se celebra la gran cita electoral en la Comunidad de Madrid, y los partidos políticos se juegan mucho, algunos incluso su supervivencia. Por ello, estas semanas se han movilizado para difundir sus medidas estrella para atajar algunos de los problemas sociales que más preocupan en la actualidad. Uno de ellos es la expulsión del mercado del alquiler por parte de los más desfavorecidos, así como la dificultad para acceder al préstamo hipotecario.

Una de las estrategias de todos los partidos políticos ha sido intentar captar el voto de los jóvenes, ya que son los que sufren una mayor expulsión y no pueden emanciparse, o tienen que optar por otras fórmulas como compartir piso o decantarse por residencias de estudiantes o coliving.

David Pérez, portavoz del PP y Consejero de Vivienda y Administración local, propone fomentar la oferta, flexibilizando el urbanismo. También defiende fomentar políticas de emancipación a través de programas como el Plan Vive Madrid. “Es un plan de alquiler para jóvenes a precio reducido y pionero en España, que ya está aprobado y seguro que va a ser una referencia porque nunca se había visto en España una fórmula así”, asegura en una entrevista a Fotocasa, en la que participan la mayoría de fuerzas políticas.

Desde Ciudadanos, Miguel Díaz, portavoz de Vivienda de Ciudadanos en la Asamblea de Madrid, ha asegurado que podría ampliar a toda la Comunidad de Madrid el gran parque de viviendas que actualmente está construyendo en Alcobendas. Se trata de una iniciativa para que los jóvenes puedan acceder a alquileres comprendidos entre los 350 euros y los 550 euros.

Por su parte, José Luis Ruiz Bartolomé, portavoz de Vivienda por VOX en la Asamblea de Madrid, pretende fomentar el acceso a la propiedad mediante el aval del 20% “al que no llegan las entidades financieras para el caso de la compra, y para el alquiler proponemos aumentar las ayudas directas y fomentar la creación de una cartera pública de vivienda en alquiler”.

En cuanto a Más Madrid, el portavoz de Vivienda de Más Madrid, Jorge Moruno, propone ampliar la bolsa a precios por debajo de mercado con el amparo de una Ley de Vivienda. También insiste en otras medidas como “desprivatizar una parte del parque inmobiliario a través de la compra, introducir la vivienda modular, construir y aumentar mucho el parque público de vivienda”, y añade que “todo lo que sea aumentar la bolsa de vivienda a precios asequibles ayudará a bajar el precio del alquiler”.

Mientras que el candidato a la presidencia por parte del PSOE, Ángel Gabilondo, anunció hace unos días que entre las 300 iniciativas en materia de vivienda destacan “regalar” el primer mes de alquiler a los menores de 30 años, construir unas 15.000 viviendas para alquiler con precios asequibles, y su compromiso para que no se pueda vender desde los municipios ninguna vivienda pública a fondos de inversión y ‘fondos buitre’, sino que las “viviendas públicas sean viviendas sociales”.

¿APOYAN LA LIMITACIÓN DEL PRECIO?

Uno de los temas que genera más polémica entre los partidos políticos es la limitación del precio del alquiler como antídoto para destensionar los precios. Pero recientemente se ha conocido que un tribunal alemán tumbó esta medida en Berlín, lo que hace cuestionarse su valor. Esta medida intervencionista se está llevando a cabo en Cataluña, y cuenta con muchos detractores.

Para el PP, “esas medidas acaban perjudicando a la vivienda porque la gente retira sus viviendas del mercado de alquiler y suben los precios”, y recuerda que en los países en los que se han puesto en marcha este tipo de medidas “se ha reducido la oferta, han aumentado los precios y el mercado negro”.

Ruiz Bartolomé sostiene que desde VOX son reacios a establecer cualquier tipo de control en los precios: “ya existe la vivienda protegida, que tiene precios tasados tanto en compra como en alquiler, el mercado tiene que seguir funcionando con libertad”.

Mientras que desde Ciudadanos apuestan “por la administración como la gran promotora capaz de ejecutar y poner en marcha todas las políticas necesarias para que la vivienda esté controlada, sin necesidad de limitar los precios del alquiler como plantean otros partidos políticos”.

Por su parte, González Álvarez ha asegurado que para el PSOE “lo primero es invertir en políticas públicas para aumentar el parque público de vivienda y garantizar que aquellas personas que tienen viviendas vacías y las quieren alquilar no tengan miedo”. “Cuantas más viviendas pueda haber en el mercado, tanto a nivel público como a nivel privado, facilitaremos que la ciudadanía puede acceder de forma más fácil a éstas y eso también provocará que los precios bajen”, apunta.

Sin embargo, Moruno señala que para Más Madrid “la estabilización del alquiler implica múltiples herramientas, entre ellas, la regulación de precios”.


- Publicidad -