sábado, 25 junio 2022 21:48

Mascarillas en el coche, ¿cuándo puede ponerte la DGT una multa?

Las mascarillas han cambiado el día a día de las personas, también en la conducción. Por eso, la DGT ha tenido que adaptarse a la actual situación de pandemia e incluir estos elementos en las reglamentaciones. Ahora, han reforzado las multas por no llevar la mascarilla dentro del vehículo, por arrojarlas a la vía pública o por guardarla de forma inapropiada. Quien no cumpliera esta nueva ley, podría ser sancionado por los agentes.

La normativa es muy clara, y no deja lugar a dudas. Pero no todos los conductores y usuarios habituales de los medios de transporte privado y público lo tienen muy claro. Así que, si no quieres recibir una multa, tendrías que tener claro todas las situaciones en las que supondría una sanción…

Casos en los que la DGT multa por el uso inadecuado de mascarillas en el coche

¿Cuándo tengo que llevar mascarillas en el coche?

mascarillas coche

La DGT ahora está mucho más pendiente de las mascarillas en el coche, y los agentes pueden sancionarte si no la llevas en los casos que sean obligatorios. No obstante, no todos tienen realmente claro cuándo es obligatorio llevar mascarilla para evitar la multa y cuando no es necesario o se puede evitar.

Según el artículo 6 del apartado B del Real Decreto 21/2020 de Nueva Normalidad, “será obligatorio el uso de la mascarilla en transportes públicos y privados complementarios de viajeros en vehículos de hasta nueve plazas, incluido el conductor, si los ocupantes de los vehículos de turismo no conviven en el mismo domicilio“. No obstante, habría algunos casos en los que quedan exentos de llevar mascarillas, como personas con dificultades respiratorias o que tengan algún tipo de discapacidad o dependencia, por lo que estaría justificado.

Es decir, que siempre que vayas en un transporte público o privado, lo que incluye tren, cercanías, metro, taxi, VTC, autobús, o coches particulares, etc., tendrás que llevar la mascarilla siempre que haya más de una persona, contando al conductor, y que no sean convivientes. Evidentemente, quedarían también fuera algunos vehículos como las motos.

Si no cumples con esa norma, se te puede imponer una multa de hasta 100€ a cada uno de los ocupantes del vehículo. Por lo que el descuido podrías salir bastante caro.


- Publicidad -