miércoles, 21 abril 2021 0:59

Reducir la cotización al RETA para capear la crisis, ¿es una buena idea?

Todos sabemos que las cotizaciones que pagan los autónomos a la Seguridad Social implican una protección presente y futura en forma de prestaciones de maternidad, prestaciones por incapacidad temporal, cese de actividad, jubilación, etc. Sin embargo, los profesionales no perciben este pago mensual fijo precisamente como una inversión, sino como un gasto que no siempre resulta sencillo de asumir, y es que la cotización es para muchos de ellos un problema que les quita el sueño.

Se han escrito ríos de tinta sobre las cotizaciones de los autónomos en España, ya que son de las más altas en la Unión Europea. Es cierto que, a cambio, estos profesionales reciben una mayor protección que en otros países de nuestro entorno, pero cuando el negocio va mal, tener que hacer frente a una cotización muy alta se vuelve muy complicado, y no consuela el hecho de pensar que esta da acceso a prestaciones sociales.

Esto es lo que explica que una gran parte de los autónomos españoles coticen por la cuota mínima y lo hagan además durante prácticamente toda su vida laboral. Prefieren ajustar la cotización lo máximo posible, aunque esto suponga que en un futuro cobrarán menos pensión de jubilación y que si tienen que acceder a otras prestaciones públicas como la de incapacidad temporal cobrarán una cantidad baja.

Si los autónomos ya tienen una cierta tendencia a elegir la cuota de cotización mínima, ahora que estamos atravesando un momento de crisis es posible que un número todavía mayor de ellos hagan un cambio en su cotización.

cambiar cotizacion

Muchos autónomos ya han cambiado su cuota

La recuperación económica puede tardar en llegar más de lo que se esperaba, porque los datos sobre los contagios de coronavirus no son nada positivos, y seguimos sin tener vacuna o un medicamento efectivo. La situación se podría prolongar todavía durante unos meses, y hay numerosos negocios y profesionales que están ya en una situación muy complicada.

Muchos tenían sus esperanzas depositadas en el fin del estado de alarma declarado en marzo y la llegada de la nueva normalidad, pero la mayoría de los sectores han registrado pérdidas. Aunque por parte de los Poderes Públicos se han seguido aprobando ayudas como la nueva prórroga del cese de actividad, lo cierto es que para algunos autónomos es imprescindible reducir su nivel de gastos si quieren poder mantener abierto su negocio.

De ahí que muchos de ellos ya hayan decidido bajar su cuota de cotización para el último trimestre del año. Y muchos otros se están planteando qué hacer de cara al año que viene, y por el momento son más los que estarían en disposición de quedarse con la misma cuota o incluso bajarla (si es que no están ya cotizando por la mínima), que los que tienen pensado subirla.

cotizacion y crisis

¿Es una buena idea reducir la cotización en el momento actual?

Cuando llega una crisis no queda más remedio que reducir gastos como sea. En los últimos meses los autónomos han ajustado el presupuesto todo lo que han podido, pero no podemos olvidar que la nueva normalidad también ha implicado gastos extra para ellos como la instalación de mamparas separadoras en sus negocios, adquisición de mascarillas, hidrogeles, etc.

Si ya no queda ninguna otra partida de gastos que se pueda reducir y aún así la viabilidad del negocio está en entredicho, la única opción que parece quedar es la de bajar la cuota de cotización. Pero, ¿qué piensan los expertos de esto?

A priori no se puede decir ni que sea una buena idea ni que sea una mala idea, pero es aconsejable ver las cosas con perspectiva y pensar también a largo plazo.

En el sistema de cotización de los autónomos en España estos pueden elegir qué cantidad pagar dentro de las bases ofrecidas por la Seguridad Social, y además hacer el cambio de un modo de cotización a otro no es nada complicado.

Cabría pensar que cuando un negocio va bien el autónomo aprovecha la situación y cotiza más, pero generalmente no suele ocurrir así. Sin embargo, cuando las cosas van mal son muchos los que bajan su cuota al máximo si pueden.

En lo que parecen estar de acuerdo los especialistas en economía es que esta es una decisión que va en detrimento del propio autónomo, porque cada vez que baja su cotización está reduciendo la cantidad de las prestaciones a las que tendrá acceso en un futuro, precisamente en un momento en el que no podrá trabajar y no tendrá más remedio que vivir con la cuantía de dicha prestación.

Teniendo en cuenta esto, y que en realidad el ahorro que se consigue al bajar la cuota de cotización no es tan importante como para que tenga un peso decisivo en la viabilidad del negocio, la mayoría de los expertos creen que la bajada de la cuota debería ser una de las últimas decisiones a tomar, porque a la larga puede tener más efectos negativos que beneficiosos.

reducir gastos

Los autónomos buscan otras alternativas a la bajada de la cotización

Lo que parece claro es que los autónomos españoles no se han resignado a perder sus negocios, por muy mal que lo estén pasando algunos. La mayoría no solo están aplicando una política de contención del gasto, sino que están dejando ya atrás el modo supervivencia y buscando nuevas alternativas para obtener una mayor liquidez y aumentar también sus ingresos.

Transformación digital, exploración de nuevos mercados, impulso del marketing… estas son algunas de las otras vías que están explorando los autónomos para salir adelante y reflotar su negocio. Y es que la mayoría de ellos son conscientes de que solo con reducir gastos no consiguen nada, ahora el reto consiste en encontrar nuevas formas de rentabilidad.

Y mientras todo esto ocurre, comienza ha hablarse de un nuevo sistema de cotización para los autónomos que sea más acorde con sus ingresos reales, algo que este colectivo lleva muchos años demandando y que podría ser de gran ayuda en la actualidad, porque permitiría que existiera un mayor equilibrio entre lo que se ingresa y lo que se paga, algo que es beneficioso tanto para los propios autónomos como para el sistema de Seguridad Social.


- Publicidad -