drones

La tecnología de los drones llega al reparto a domicilio. La innovación en el delivery ha ido más allá con esta nueva iniciativa. Uber Eats pretende un aumento de la oferta culinaria y reducción de los tiempos de entrega gracias a su red de conductores. El servicio Elevate Cloud Systems, encargado de la gestión aérea, coordinará el vuelo y aterrizaje de los drones.

Este nuevo modelo plantea una cuestión inevitable, ¿podría suponer el fin de los repartidores? Lo cierto es que no, porque el servicio involucra a los trabajadores en el proceso, aunque de una manera diferente.

A través de un sistema de códigos QR, los drones puedan aterrizar de forma segura en los vehículos de Uber estacionados, situados cerca del lugar de entrega. Será finalmente el conductor de la red más cercano el encargado de completar el reparto entregándolo al cliente, tal y como ocurría hasta ahora.

Deliveroo

Deliveroo intenta contentar a “sus trabajadores” en pleno macrojuicio

En medio de un escenario convulso para las empresas de reparto, Deliveroo anuncia una medida económica beneficiosa para los riders. A partir...

El mismo sistema que gestiona el dron en el aire será el que notifique a los clientes que su pedido ha salido del restaurante, además de indicar un lugar de entrega cercano, con el fin de asegurarse que todos los pedidos son entregados de forma correcta y efectiva.

El nuevo proyecto de Uber todavía no tiene previsto aterrizar en España, aunque está ideado para operar en ciudades grandes. Al mismo tiempo que la compañía americana presentaba la alternativa de reparto, informó al público de su nuevo modelo de patinete eléctrico y de su colaboración con Volvo para el desarrollo de un vehículo autónomo.

EL FUTURO ES INMEDIATO

La novedad de Uber Eats no es exclusiva de la empresa privada, sino que ya por 2016, la cadena de pizzerías Domino’s Pizza se propuso utilizar este método para el reparto de sus productos. Hace ya tres años de la presentación de esta innovadora alternativa tecnológica. En aquel entonces decían que tardaría tiempo en llegar a España, y todavía parece que habrá que esperar para que nuestros pedidos sobrevuelen La Rambla o la Gran Vía.

Amazon es un actor protagonista y como tal no podía faltar en esta performance. Amazon Prime Air es el servicio aéreo de entrega de paquetería de la compañía de Jeff Bezos. En 30 minutos, el cliente tendrá su pedido en el lugar solicitado. El peso de los paquetes transportados por el aire deberá estar dentro de unos estándares, aunque desde la empresa afirman que cubriría alrededor del 70% de sus productos. Por el momento, y al igual que ocurre con Uber Eats, Estados Unidos será el lugar escogido para llevar a la práctica lo que puede parecer de ciencia ficción.

¿Estamos asistiendo al fin de un breve modelo de negocio? Las últimas noticias relativas al sector del reparto inducen a pensar que sí. Sin embargo, estas novedades tecnológicas parecen haber pillado atasco en el camino a España.