Pallete Telefónica

Telefónica se ha reinventado sobre sí misma en torno a cinco claves estratégicas: Focalizar la inversión y crecimiento en los cuatro mercados más importantes de la compañía: España, Brasil, Alemania y Reino Unido; la creación de Telefónica Tech y Telefónica Infra; un spin-off operativo bajo una única sociedad de los negocios en Hispanoamérica; y por último, la redefinición del Centro Corporativo.

Todo eso ha llegado tras el Consejo de Administración de Telefónica que ha aprobado este miércoles, a propuesta de su presidente, José María Álvarez-Pallete, un nuevo plan de acción que servirá, según explica la compañía, como catalizador de la transformación de la empresa y que persigue priorizar los mercados donde la compañía pueda ser relevante y crecer en un modelo sostenible a largo plazo.

El presidente ejecutivo de Telefónica ha trasladado al Consejo de Administración su convencimiento de que Telefónica tiene ante sí una oportunidad enorme de crecimiento. Asimismo, explica que se trata “de una revolución tecnológica, pero también de una revolución social que alterará nuestro futuro inmediato”

El presidente de Telefónica afirma que “las incertidumbres geopolíticas y macroeconómicas y regulatorias, y la elevada competencia en el sector requieren una asignación del capital cada vez más exigente. Si en el pasado la baja penetración de los servicios de voz y datos, especialmente en los países emergentes, aseguraba el crecimiento futuro, la madurez creciente de los mercados y la aparición de nuevos competidores sujetos a distintas reglas demanda aproximaciones estratégicas muy focalizadas”.

TELEFÓNICA CENTRA OBJETIVOS

En la actualidad, España, Brasil, Alemania y Reino Unido constituyen los cuatro mercados principales para Telefónica. Aunque a cierre del tercer trimestre de 2019 el Grupo estaba presente en 14 países, estos cuatro concentraban 218,1 millones de accesos (el 63% del total) y el 80% de ingresos, Oibda y flujo de caja operativo (OpCF).

El plan de la compañía pasa por priorizar el grueso de sus inversiones en estos cuatro mercados, mejorando la oferta y los servicios que se ofrecen a los clientes, con la palanca que ofrece la relación existente con millones de usuarios en mercados relevantes y con potencial de crecimiento en esta nueva fase. En definitiva, concentrar los recursos en los mercados de más valor.

El Consejo de Administración de Telefónica ha acordado también la creación de Telefónica Tech, unidad que aglutinará los negocios digitales con alto potencial de crecimiento y que pretende ser el socio que acompañe a otras compañías en su transformación digital. Inicialmente en esta unidad se desarrollarán tres negocios: ciberseguridad, IoT/Big Data y cloud.

Asimismo, se crea Telefónica Infra para aflorar el valor de activos y acelerar el crecimiento Con el 50,01% de Telxius como primer activo, Telefónica Infra nace, explica el operador azul, para aglutinar las participaciones accionariales de Telefónica en vehículos de infraestructuras de comunicaciones, dando servicio a terceros operadores e incorporando socios.

Por medio de Telefónica Infra, Telefónica persigue poner en valor un portafolio que la compañía define como único de activos, enfocándose en el desarrollo y monetización de torres, sistemas de antenas distribuidas, data centers -incluido Edge-, proyectos greenfield de fibra o cables submarinos, entre otros. También bajo dependencia de Ángel Vilá, el CEO de Telefónica Infra será Guillermo Ansaldo, quien ha liderado hasta la fecha la unidad Global de Recursos Globales del Grupo Telefónica.

Ansaldo tiene una sólida trayectoria ejecutiva a nivel internacional, liderando estrategias de transformación de grandes equipos y construyendo alianzas con otros grandes socios tecnológicos. Posee un profundo conocimiento de la compañía tanto desde el punto de vista operativo (CEO de España y Argentina) como técnico, siendo hasta el momento el responsable global de tecnología del grupo.

REVISIÓN DE LATAM

Por otro lado, creará una unidad que aglutine sus negocios en todos los países de Latinoamérica en los que opera salvo Brasil, un movimiento con el que inicia una revisión estratégica de su portafolio en la región con el doble objetivo de modular la exposición a la región, al tiempo que se crean las condiciones para maximizar su valor vía crecimiento, consolidación y posibles operaciones corporativas.

Por último, el consejo de administración ha decidido adaptar el rol y funcionamiento del centro corporativo a la nueva realidad, que incluye una modificación de la estructura del Comité Ejecutivo del grupo y que incluye la salida de Mariano de Beer y Bernardo Quinn de posiciones ejecutivas.

Comentarios de Facebook