tabacp

Fumar, por desgracia, es un vicio muy extendido en todo el mundo y no tiene una imagen tan negativa a pesar de su muchos efectos adversos. España es el noveno país de la Unión Europea con más fumadores. Se calcula que uno de cada cuatro españoles fuma (un 25% de la población). El tabaco causa unas 60.000 muertes al año según la Asociación Española Contra el Cáncer.

Una de las mejores alternativas, además de comenzar un tratamiento para dejar de fumar, sería el uso de los cigarros electrónicos. Nació en China con el propósito de ayudar a la gente a abandonar el tabaco. Desde su nacimiento ha estado en el centro de la polémica. Hay muchas personas que han dejado de fumar estos últimos años, pero aún hay un gran número de consumidores. Hay que saber bien que usar para no dañar el cuerpo.

tabaco

Fumar es altamente peligroso

El tabaco es originario del continente americano y a Europa llegó después. A la adicción al tabaco se le denomina tabaquismo. Esta es producida por la nicotina (provoca una gran dependencia tanto psicológica y física). La ausencia de este fatídico ingrediente es muy difícil de sobrellevar y por ello no se puede dejar con facilidad.

El tabaco es altamente peligroso para la salud

Un cigarrillo está compuesto por nicotina, alquitrán y monóxido de carbono. Estas sólo son cuatro de las cuatro mil sustancias químicas que se encuentran en el humo del tabaco. Muchas son cancerígenas y nocivas. Se liberan en el momento que se enciende el cigarrillo, causando muchas enfermedades que pueden llegar a ser mortales.

Afecta a la predisposición a tener cáncer de mama, problemas cardiovasculares, ictus, infartos, osteoporosis, pérdida de olfato, problemas de piel, dientes, disfunción o incluso muerte súbita. Por otro lado, decir que no sólo afectan al fumador, sino que también afectan a las personas que se exponen al humo (fumadores pasivos).

El cigarrillo electrónico

Un cigarro electrónico es un dispositivo portátil. Este se calienta hasta evaporar los líquidos que hay en su interior, permitiéndote inhalar el vapor producido. Es muy parecido al humo del tabaco y además en este caso tiene sabor (es raro que no lo tenga)

Los cigarros electrónicos son máquinas simples que constan de: claromizador, boquilla y batería. El vaporizador funciona gracias a la resistencia que se calienta.

Esta se encarga de hervir el líquido para vaporizarlo más tarde. Hay diferentes tipos de cigarros: ego (punto intermedio entre un sistema cerrado y un mods), un sistema cerrado (usan cápsulas) y la mods (son muchos más complejos).

¿Cuál es peor?

Los elementos de los líquidos de los electrónicos son: nicotina (todos no tienen), agua, glicerol (se usa en la alimentación), saborizantes y propilenglicol. Se pueden comprar en tiendas especializadas. Existe en el mercado una gran variedad de sabores: desde frutas hasta los más llamativos (algodón de azúcar, donuts, etc).

tabaco

El tabaco se apaga en España

El tabaco vive su particular hipocresía. Una industria que ve como poco a poco se apaga a la par que surgen nuevos inventos de la industria.

Para dejar de fumar lo mejor es comprar un líquido que tenga nicotina. Semana a semana se va rebajando la dosis. Muchas personas han superado el tabaquismo gracias a este cigarro electrónico. Muchos han sido los médicos que han mandado a sus pacientes a dejar el tabaco y usar el vapeo. En muchos países de Europa no está mal visto.

Vapear no es tan malo. Se puede decir con propiedad que es mucho mejor. Lo que no se puede dudar es que el tabaco es devastador para la salud. Nadie puede decir lo contrario. Los estudios sobre el tabaco son tajantes, pero los del cigarro electrónico no. Por lo tanto, fumar es peor que hacer aritos de vapor con la boca. No se ha demostrado que existan afectados pasivos por el vapor del propio vapeador.