smart tv

Poco a poco todo el mundo está cambiando su televisión plana por un Smart TV. La televisión inteligente permite muchas más opciones. Aparte de disfrutar de una televisión de calidad y de ver de manera fácil las principales plataformas de streaming, las Smart TV también nos permiten navegar por internet.

Podemos usar nuestras redes sociales, utilizar nuestro correo electrónico, descargar vídeos de Youtube e incluso instalar software o conectarlo a otros dispositivos externos. Y aquí donde está el problema. Nuestro Smart TV también es susceptible de infectarse con virus informáticos, malware, troyanos, etc.

Smart TV conectadas y vulnerables

Smart TV conectadas y vulnerables

Los ciberdelincuentes han sofisticado sus ataques a nuestros dispositivos conectados a Internet. Se estima que muy pronto habrá al menos 30.000 millones de dispositivos conectados a Internet. El objetivo de los hackers son micrófonos, cámaras, y puertos USB que son utilizados para acceder a las redes domésticas y espiar a los individuos para robar datos personales o confidenciales.

Los usuarios deberían pensar más en proteger sus dispositivos conectados de la casa. Ya se han registrado algunos ataques en los televisores inteligentes de algunos de sus usuarios y los que tienen el sistema operativo Android TV (el más habitual en estos televisores) son los más vulnerables.