Santander

El Banco Santander ha seguido los pasos del BBVA y ha decidido volcarse con los afectados por los incendios que han castigado a Gran Canaria. En este caso, la ayuda llega de otro modo: el banco presidido por Ana Botín ha puesto a disposición de sus clientes en la región 75 millones de euros en préstamos preconcedidos.

Las ayudas contempladas incluyen anticipos económicos para la adquisición de enseres personales, la financiación en condiciones preferentes y la atención inmediata de los daños ocasionados por los incendios, así como la gestión de ayuda psicológica y de alojamiento en el caso de que sea necesario.

Según ha informado, Santander analizará ayudas específicas para cada persona afectada para ofrecerle, así, una solución personalizada.

EL SANTANDER ACTIVA SUS PROTOCOLOS

Asimismo, la entidad ha activado el protocolo de siniestros que contempla para este tipo de casos y se ha puesto en contacto con los clientes asegurados ante la posible reparación de daños en sus viviendas y negocios, con el objetivo de anticipar el cobro de las indemnizaciones del Consorcio de Seguros.

Para contribuir a que las personas y zonas afectadas puedan recuperar “cierta normalidad” a la mayor brevedad posible en sus viviendas y negocios, el equipo de profesionales del banco facilitará la tramitación de estas operaciones a través de su red de oficinas distribuidas por toda la isla.

IRPH

Bankia, BBVA y Santander dan sus primeros pasos en hipotecas verdes

Triodos Bank no necesitó poner el apellido verde a sus hipotecas porque desde su fundación incorpora criterios de sostenibilidad a sus préstamos. Ahora los...

Santander ha comunicado que tiene como misión contribuir al progreso de la sociedad, las empresas y las personas, y que pretende seguir apoyando a familias y empresarios canarios con las medidas adoptadas.

En cualquier caso, el banco presidido por Ana Botín ha señalado que no descarta la posibilidad de adoptar “otras medidas financieras en caso de que sea necesario”, con el fin de contribuir de una forma “eficaz y rápida” a solucionar los problemas ocasionados por los graves incendios.