endesa

La presidenta del sindicato SECB CaixaBank, Begoña Peiró, ha enviado una carta al consejero delegado de la entidad, Gonzalo Gortázar, para reclamar la intensificación del teletrabajo y el cierre de las oficinas por las tardes con el fin de evitar, en la medida de lo posible, poner en riesgo la salud de los empleados.

SECB considera que CaixaBank “no puede quedarse a la cola otra vez en materia preventiva” y debería buscar la excelencia en las medidas organizativas para la lucha contra la pandemia y la protección de su principal activo: los empleados.

La declaración del estado de alarma en todo el territorio nacional, con vigencia inicialmente prevista hasta el 9 de mayo de 2021, ya ha provocado que otros bancos hayan implantado medidas drásticas para salvaguardar la salud de sus empleados, tales como el cierre de las oficinas por las tardes, incrementando de manera exponencial el teletrabajo y, evitando así, la propagación descontrolada del virus en el seno de la empresa.

De hecho, el sindicato ha ido elaborando durante los últimos meses unos informes que ha puesto a disposición CaixaBank en los que se incluye una gráfica de contagios internos que constata que siguen el patrón de la población general. “Las medidas unilaterales internas no están evitando que los contagios afecten de lleno a los empleados y nuestros centros de trabajo”, recoge la carta.

Además, ha recordado que las autoridades competentes insisten en la importancia de que se priorice el teletrabajo para restringir al máximo la movilidad y, así, poder mejorar los datos de evolución de los contagios.