Pilar Rubio hace malabares con los proyectos que se le avecinan. Recuerden que la madrileña tuvo un bache profesional tras no ser renovada por Mediaset a finales de 2012, por lo que pasó el año 2013 casi al completo de forma sabática. Solo una llamada de Pablo Motos la volvió a poner en el candelero, haciéndole olvidar sus fracasos con Operación Triunfo o la serie Piratas: “Pablo y yo hablamos mucho y, como a los dos nos gusta mucho el deporte, surgió así. Yo siempre he sido una mujer que ha hecho deporte y que ha probado muchas disciplinas, sabemos de lo que hablamos. Pablo me dijo que podría ser una buena sección y yo le dije que era lo mejor que podíamos hacer”.

Esta paz profesional que le ha otorgado El hormiguero, donde intenta superar distintos retos como la viral adaptación del Single Ladies de Beyoncé, la ha revalorizado televisivamente hablando. En estos momentos Rubio compatibiliza su colaboración semanal con las grabaciones para Antena 3 del concurso Ninja Warrior, donde trabaja junto a Arturo Valls y Manolo Lama, íntimo de Sergio Ramos, mientras prepara un reality-show sobre su faceta deportiva y sus conocimientos de vida sana para Fox Life. 


Pilar Rubio prepara un reality-show para Fox Life y copresentará el concurso Ninja Warrior en Antena 3

Hace unos días Pilar Rubio también triunfó en el mundo de la moda participando en la Mercedes-Benz Fashion Week de Madrid, evento en el que desfiló para la marca Maya Hansen. La modelo y actriz olvida así los últimos palos mediáticos que se ha llevado. Hace unas semanas un medio deportivo hablaba de una supuesta mala relación con Georgina Rodríguez, novia de Cristiano Ronaldo, mientras que varias revistas del corazón señalaban que su compañera en Atresmedia, Cristina Pedroche, la ha destronado como la mejor pagada de los photocalls con un caché de 30.000 euros por cita. 

Rubio, que compartió su vida durante una década junto al cantante José Molinero, vocalista del grupo Hamlet, demostró hace unos días su faceta rockera subiéndose al escenario de la mítica banda Obús en uno de sus conciertos. Pero la presentadora tiene que compatibilizar el campo profesional y su tiempo de ocio con su faceta maternal: “A veces echo de menos la irresponsabilidad que me hacía moverme de una forma más loca por el mundo. Ahora, tengo mucho más miedo a viajar o a cualquier cosa porque sé que tengo dos personas a las que cuidar. El otro día estábamos Sergio y yo en un avión y pensábamos ‘¿y si nos pasa algo?'”. Aun así ella desecha la idea de contratar a una niñera: “Yo respeto a las personas que tienen cuidadoras para sus hijos, no es algo que me parezca mal. Pero no. Nosotros no tenemos ninguna. No nos hace falta. Entre nosotros y los abuelos nos organizamos con los niños”.

Pilar Rubio ha desmentido las operaciones estéticas que le han atribuido y se niega por ahora a contratar a niñeras para el cuidado de sus dos hijos

Aun así saca tiempo para ilusionarse con su nueva aventura en Fox Life: “Lo de los trucos es algo que a las mujeres siempre nos ha interesado. En las mismas revistas vienen habitualmente informaciones sobre celebritis que tienen trucos para adelgazar o para hacer cualquier cosa, aunque la mayoría de esas cosas son mentira. Y lo digo porque ponen cosas mías que son mentira, así que imagínese las de las estrellas de Hollywood. Lo bueno es que yo voy a ser de primera mano la que lo va a probar y voy a hablar con estrellas de Hollywood para que ellas mismas me digan sus trucos“. El deporte es parte de su vida y su método para recuperarse de los partos, negando que se haya sometido a todas las operaciones estéticas que le han atribuido: “No os creáis la cantidad de tonterías que dicen porque el 90% son falsas. Afortunadamente, no he entrado nunca en un quirófano para operarme de nada. Me he recuperado respetando la cuarentena y con ejercicios hipopresivos y de suelo pélvico. Después, he comenzado con ejercicios a un nivel muy bajo de impacto que luego vas subiendo gradualmente. La fórmula es muy sencilla”.