pastores-coaches-soledad

El confinamiento ha sometido a un aislamiento profundo a aquellos que ya vivían solos en las ciudades. Un punto de partida de clara desventaja que ha afectado, básicamente, a personas mayores, que han pasado días enteros sin mantener una conversación prolongada e incluso algunos sin hablar con nadie. La soledad está siendo uno de los males invisibles más silenciados de esta pandemia, con el agravante de que no todos saben gestionarla o encajarla bien y, por eso, puede tener consecuencias a medio y largo plazo.

En el polo opuesto, los pastores españoles de cabras y ovejas eligen esa tremenda soledad como forma de vida. Están acostumbrados a pasar largas jornadas con la única compañía de sus perros y rebaños. “Hablamos de una vida complicada y difícil, de hecho, apenas quedan pastores” comentan desde el sector. Por eso, ahora ponen su experiencia de soledad a disposición de los que necesitan ser escuchados y habilitan algo así como ‘el teléfono de la soledad’, con el único fin de ayudar a otros.

La resistencia al silencio o a la propia soledad que se le presupone a un pastor puede resultar ahora de gran utilidad para personas que se han visto obligadas a un mutismo forzoso. La iniciativa, además de solidaria, demuestra una gran sensibilidad y empatía social. La Interprofesional Agroalimentaria del Ovino y Caprino, Interovic, como entidad encargada de agrupar y representar a todos los ganaderos y pastores de ovejas y cabras de España, ha sido la encargada de canalizar la voluntad de sus miembros para compartir aquello en lo que son expertos: lidiar con la soledad.

La iniciativa se llama ‘Compartiendo Soledad’ y consiste en habilitar una línea telefónica para que los pastores voluntarios que se han prestado, de manera totalmente desinteresada, puedan escuchar y hablar con personas que se sienten solas. La idea es que “al descolgar el teléfono las personas que llaman puedan escuchar los sonidos de la naturaleza, el viento entre los bosques, el balar de las ovejas y una sinfonía de cencerros”, explican desde Interovic .

De esta forma, “los que procedan de un pueblo podrán rememorar su origen rural, mientras que para los urbanitas supone una oportunidad de descubrir una realidad a menudo desconocida, como es la de aquellos que caminan guiando a su rebaño”, afirman los promotores de la iniciativa, a la que se han sumado ya pastores de Murcia, Huesca, Teruel, Toledo, Zaragoza, Zamora, Valencia y también de Extremadura.

TELÉFONO Y HORARIOS

La iniciativa está dirigida a personas que tienen que convivir con esta soledad impuesta por el confinamiento: desde los mayores que viven en sus casas a los que ya no pueden ir a ver sus familiares o allegados, hasta los ingresados en centros hospitalarios o los que permanecen en residencias de mayores sin la posibilidad de poder recibir contactos del exterior.

El propósito es que estas personas pueden llegar a sentir algo de tranquilidad gracias a conversar con alguien tan acostumbrado a estar largas temporadas solo y que ha hecho de ello su modo de vida.

El proceso es tan sencillo como marcar el teléfono 91 002 74 79 y pedir a la operadora que le pasen con cualquiera de los pastores voluntarios. La llamada se recibe en una centralita donde se puede llamar, desde cualquier punto de España, al coste habitual de una llamada a un teléfono fijo. Un coste que para muchos usuarios será gratuito por la implantación generalizada de tarifas planas.

La atención telefónica funciona de lunes a viernes, y en un horario de nueve de la mañana a seis de la tarde, puesto que se coordina la disponibilidad de los pastores voluntarios, que sacan a sus animales hasta cuatro veces al día, para que todos los que lo necesiten puedan conversar.

La idea surgió de las asociaciones de pastores y ganaderos que forman parte de Interovic como ASAJA, COAG y UPA, que “optaron por poner su granito de arena para hacer más llevaderas estas fases del confinamiento”, comentan desde la organización. La promoción de esta acción solidaria se realiza a través de las RRSS de los asociados a Interovic, llamadas telefónicas a residencias de mayores para informar de este servicio y a través de la ONG Mensajeros de la Paz.

EL OFICIO DEL PASTOR Y BENEFICIOS AMBIENTALES

Con la iniciativa de ‘Compartiendo soledad’ se espera, además, que las personas que llaman puedan conocer y valorar mejor el oficio del pastor, así como los beneficios ambientales del ganado en el campo y su potencial para prevenir incendios.

Las ovejas limpian el campo, son como un corta-césped, pero son selectivas en lo que comen, ya que por ejemplo solo comen las amapolas cuando están tiernas o algunas plantas antes de que salgan sus espigas”, concluye uno de los pastores voluntarios, José Luis Larraz, de Novés, un pequeño pueblo a siete kilómetros de Jaca, en Huesca, que está a la espera de empezar a recibir las llamadas de los urbanitas confinados.

EL AUGE DE VENTAS ONLINE EN EL SECTOR

Ante el auge de las ventas online de carne de lechal, cordero y cabrito, que se calcula ha aumentado un 50% en comercios especializados y un 85% en los pedidos en tiendas, Interovic ha puesto a disposición de los consumidores un mapa para geolocalizar los establecimientos que ofrecen este servicio. Hasta el momento, son más de 200 carnicerías y comercializadoras ubicadas por toda España las que se han registrado y que ofrecen venta online.

La ganadería del ovino y caprino es la más afectada por los efectos de la crisis del covid-19, por el cierre del canal Horeca, el freno de las exportaciones a algunos países europeos en nuestra misma situación, como son Francia e Italia y el menor consumo.

Comentarios de Facebook