alemania

Cada vez son más las personas que, ante la imposibilidad de desarrollarse profesionalmente en España, deciden emigrar y buscar mejor suerte en otros países. Este fenómeno que es ya bastante habitual con respecto a los trabajadores podría acabar siéndolo también entre quienes desean emprender.

El excesivo nivel de burocracia y las altas cuotas de cotización de los autónomos hacen que el autoempleo sea una opción mucho menos elegida en nuestro país que en otros lugares del mundo. Esto provoca que quienes tienen buenas ideas para poner en marcha un negocio se planteen cada vez más hacerlo desde fuera de su lugar de origen. Vamos a ver qué países son ahora mismo los más atractivos.

Estados Unidos, una elección habitual a la hora de emprender

emprender en el extranjero

Es frecuente que quienes desean poner un negocio en marcha tengan en su punto de mira a Estados Unidos. Hemos oído hablar tanto sobre el “sueño americano” que casi parece que este país es el mejor del mundo para crear una empresa, pero realmente no es así. Ocupa el tercer puesto en el ranking mundial.

A su favor tiene el hecho de que la creación de empresas es realmente sencilla. En prácticamente un día puedes tenerlo todo listo para empezar a operar e incluso sin salir de casa. Además, no hay que olvidar que aplica medidas proteccionistas bastante elevadas en ciertos sectores productivos, por lo que operar en ellos resulta complicado salvo que tu negocio se haya constituido allí.