Acciona

Nordex, fabricante alemán de turbinas controlado por Acciona, instalará en España una fábrica de torres de hormigón para construir parques eólicos, una instalación que calcula generará unos 500 empleos entre directos e indirectos, según informó la compañía.

La fábrica se levantará en la localidad de Motilla del Palancar, en Cuenca, en un terreno de unas doce hectáreas, y se prevé que esté lista el próximo mes de agosto.En la planta, Nordex fabricará las torres de hormigón sobre las que luego se colocan los aerogeneradores que se instalan en los parques eólicos.

La compañía calcula que la fábrica permitirá crear unos 200 empleos a los que se sumarán los 300 puestos de trabajo indirectos que se generarán en la zona y entre los proveedores de la planta. “Además de generar empleo en la región, aseguramos el éxito en los proyectos de energía eólica que nos encargan nuestros clientes y seguimos contribuyendo al suministro de energía limpia y sostenible a largo plazo”, destacó en un comunicado el consejero delegado de Nordex, José Luis Blanco.

Nordex es la compañía fabricante de turbinas, con sede en Alemania, que Acciona constituyó cuando en octubre de 2015 fusionó su entonces fabricante de aerogeneradores Acciona Windpower con la compañía alemana del mismo nombre, quedando como primer socio de la empresa resultante. En la actualidad, la compañía española controla el 36,4% de su capital.

La instalación de la fábrica de Nordex en España coincide con la nueva apuesta que el grupo que preside José Manuel Entrecanales ha realizado por el país con su negocio de renovables, dada su intención de volver a invertir en este tipo de instalaciones en el mercado doméstico.

UNA DOCENA EN TODO EL MUNDO

La planta de torres para parques eólicos que Nordex instalará en Cuenca será la número doce en todo el mundo de la compañía, que trata de ubicar estas fábricas en las zonas próximas al lugar donde construye parques eólicos con el fin de optimizar tiempos y costes logísticos. En este caso, la fábrica suministrará las torres para las instalaciones eólicas que la compañía levanta en la región.

La planta tendrá capacidad para producir segmentos de hormigón circulares de veinte metros para levantar dos torres de 120 metros cada una, que se ensamblarán para después colocar la correspondiente turbina.

Nordex asegura contar con una experiencia de catorce años en fabricación de torres sobre las que luego coloca sus aerogeneradores, dado que ya suma una producción de más un millar.

La firma controlada por Acciona, que durante el pasado año suministró e instaló turbinas que suman 28 gigavatios (GW) de potencia en unos cuarenta países y facturó unos 3.300 millones de euros, cerró el primer trimestre de este año con una cartera de pedidos por valor de 5.819 millones de euros, un 31,9% más que un año antes. Los contratos de servicios suponían otros 2.624 millones.

Comentarios de Facebook